Los vecinos de la sierra de Madrid estrenarán el hospital de Collado-Villalba en año y medio

El nuevo hospital se construirá en la parcela de La Chopera, próxima a la carretera de Navacerrada

madrid

| 25.11.2010 - Actualizado: 16:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

Los 110.000 vecinos de la sierra de Madrid estrenarán en la primavera de 2012 el futuro hospital de Collado-Villalba, que empezará a construirse dentro de "dos o tres semanas" y cubrirá el 95% de la atención sanitaria especializada en su área de referencia. Así lo ha anunciado el consejero de Sanidad, Javier Fernández-Lasquetty, tras el Consejo de Gobierno que ha aprobado hoy la modificaciones urbanísticas necesarias para declarar de "urgente y excepcional interés público" las obras de este hospital, el tercero que construye la Comunidad esta legislatura, junto con los de Móstoles y Torrejón.

La gestión del hospital de Collado-Villalba le fue adjudicada al grupo Capio -el mismo que gestiona ahora la Fundación Jiménez Díaz y el Hospital Infanta Elena de Valdemoro y que gestionará el segundo hospital de Móstoles- que invertirá 108 años en la construcción del futuro centro hospitalario de la sierra madrileña.

El grupo Capio obtuvo la concesión del hospital de Collado-Villalba en marzo pasado por un período de 30 años, durante los cuales se compromete además a destinar otros 93 millones de euros a la remodelación y conservación del centro.

Por su parte, y según ha informado Fernández-Lasquetty, la Comunidad de Madrid abonará al grupo Capio 580 euros al año por cada uno de los 110.000 habitantes que serán atendidos en el hospital de Collado-Villalba, que tendrá 140 camas en habitaciones individuales.

El nuevo hospital se construirá finalmente en la parcela de La Chopera, próxima a la carretera de Navacerrada y designada por el Ayuntamiento, que se opuso a que el centro se levantara en un terreno próximo a la carretera de La Coruña, como pretendía el Gobierno regional.