Los sindicatos policiales piden unas directrices claras para que puedan aplicar la Ley

Desde la resolución de la Junta Electoral Central aseguran que no se están aplicando las leyes y los manifestantes les desautorizan

nacional

| 09.07.2011 - 17:36 h

Lucía Rodríguez

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.3%
No
3.7%

Se decía de forma explícita en la resolución de la Junta Electoral Central. Se acordaba que no se podrían celebrar reuniones ni concentraciones durante el fin de semana electoral. Algo que el Ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, ratificó posteriormente asegurando que se iba a hacer cumplir la Ley.

Por su parte, los Sindicatos policiales creen que no se está cumpliendo y que esa falta de orden y de firmeza está desembocando en insultos, agresiones y, según los portavoces, una masa envalentonada.

Según Lorenzo Nebreda, portavoz de la Confederación Española de Policías (CEP): "Estamos completamente de escaparate. No podemos hacer nada, no podemos actuar, no podemos cumplir la Ley por lo tanto es una situación incómoda para nosotros, peligrosa y que está haciendo que esta gente cada día suba un peldaño más en sus provocaciones"

Después de que esta semana no pudieran hacer su trabajo, identificar a un inmigrante en situación irregular, piden órdenes urgentes por parte de la Delegación del Gobierno y del Ministerio del Interior.

"Si los Policias hubieran cogido a esos 2 o 3 que zarandean al Policía, le hubieran metido un delito de resistencia y desobediencia, un fiscal ejectua ese delito y el juez sanciona, veriamos como mañana en Lavapiés en vez de 50 habría 5" según Alfredo Perdiguero, portavoz de la Unión Federal de Policías.

Aseguran que les han dado órdenes incluso de no ponerse el casco para no provocar y les piden prudencia, mucha prudencia. Ellos a cambio se sienten inseguros cuando salen a la calle a hacer su trabajo.