Lope de Vega llega al cine

"Lope", la historia de un joven que busca su sitio y de un genio que nace

Se estrena el 3 de septiembre

madrid

| 31.08.2010 - 16:52 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La vida de Lope de Vega es tan rica o más que su obra, tanto que daría para hacer 20 ó 30 películas, asegura Alberto Ammann, pero el director de "Lope", Andrucha Waddington, ha elegido el momento menos documentado de su biografía: cuando el joven Lope empieza a buscar su sitio y comienza a nacer el artista.

El "Lope" del brasileño Waddington ("Yo, tú, ellos", 2000) es el Félix Lope de Vega mujeriego y algo asilvestrado que vivió a finales de los ochenta del siglo XVI, antes de ser el "fénix de los ingenios", o el "monstruo de la naturaleza", como le definió un envidioso Miguel de Cervantes.

Se le atribuyen unos 3.000 sonetos, siete novelas, nueve epopeyas y cerca de 2.000 comedias, así como 15 hijos -legítimos e ilegítimos- de 13 mujeres, antes de morir a los 72 años.

A pesar de ello, se lamenta Waddington, no es tan conocido como debiera fuera de España; por eso "esta película puede presentar a Lope al mundo, porque fuera no tiene la visibilidad que debía tener por lo artista que es".

En una rueda de prensa celebrada hoy con el equipo de "Lope", Ammann, ganador del Goya al actor revelación por "Celda 211", asegura que Lope no sólo fue "un adelantado" que revolucionó la dramaturgia española, sino que "reflexionó hasta el último minuto de su vida", algo que "le engrandece muchísimo y le da un valor humano enorme".

"Fue una persona feliz, que conoció el éxito, que fracasó, que sufrió mucho, que perdió hijos...Era un hombre de carne y hueso que se atrevió a ser un soñador, a amar la vida y además a escribir", ha señalado Ammann.

En la película, Lope se debate entre el amor de dos mujeres, Elena Osorio (Pilar López de Ayala) -"una mujer de vida y carácter complicados, valiente, transgresora y llena de ansias de libertad", explica la actriz- e Isabel de Urbina (Leonor Watling), que es todo lo contrario: "es el sol del mediodía, no tiene sombras".

"Es una groupie -bromea Watling-, porque Lope es un poco estrella del rock".

Lo cierto es que nunca coincidieron, sino que se sucedieron, siendo Osorio su amante e Isabel de Urbina, a la que conoció después, su primera esposa.

Pero es que "esto no es un documental, es ficción libremente inspirada en la vida de Lope de Vega", aprovechando un lenguaje universal y una historia de amor, advierte Waddington.

"Intentamos hacer lo que Lope haría: juntar entretenimiento y un diálogo directo con profundidad; no es una comedia, es una historia de amor con fondo de aventura".

En la película -que se estrena el 3 de septiembre- se muestra un Lope pícaro, fresco, divertido, genial, hermoso y fatalmente atraído por el teatro y las mujeres, aunque de rasgos modernos para el Siglo de Oro, como certifica la canción "Que el soneto nos tome por sorpresa" con la que Jorge Drexler cierra la banda sonora.

Para conseguir ese tono "moderno" que desde el principio buscó el director, Waddington se apoyó en un guión que le fascinó porque "hablaba de un joven buscando su sitio -algo muy actual- y de cómo se forma un artista".

Eso sí, Ammann exhibe en el derroche de primeros planos unas uñas renegridas y dientes picados -dadas las escasas costumbres higiénicas de la época-, que remata la cabellera desordenada y sucia del genial Juan Diego en su caracterización de Jerónimo Velázquez, padre de Elena Osorio.

Están, además el carcelario Luis Tosar en un muy creíble Fray Bernardino de Obregón -"por fin hago de bueno", bromea el artista que atesora varios Goya-, y más creíble aún Antonio de la Torre (también "Goya") como el hermano mayor de Lope.

En el reparto, Antonio Dechent, como Salcedo, y Miguel Ángel Muñoz como Francisco Perrenot que, liberado de la barba que le convierte en un cuadro de Velázquez, ha augurado que "va a ser la película del año".

"Lope", que acudirá a los festivales de Venecia (Italia) y Toronto (Canadá), es una coproducción hispano-brasileña que ha costado trece millones de euros.

Se ha rodado en Toledo, Madrid y Essaouira (Marruecos) y será estrenada en Brasil el 26 de noviembre, aunque pronto -ha dicho Waddington a EFE- se verá en el resto de Latinoamérica.