Las obras del Edificio España se retrasan porque Wanda no presenta cuentas

Edificio España

madrid

| 31.03.2017 - 12:39 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El grupo Baraka no ha podido cerrar formalmente la adquisición del Edifico España a Wanda por 272 millones de euros porque el grupo chino no ha presentado sus cuentas de 2016 y ha impedido el traspaso de escrituras, lo que retrasará el inicio de las obras, previsto para abril. "Estando prevista para el día de hoy la elevación a público de la compra de la sociedad propietaria del Edificio España, habiéndonos presentado en la notaría tal y como teníamos pactado, cumpliendo por parte de nuestra empresa los acuerdos firmados", ha asegurado hoy en un comunicado la firma de Trinitario Casanova.

Según la misma fuente, el otorgamiento de la escritura pública de compraventa por parte de la vendedora ha sido imposible "por no haber formulado, aprobado y presentado las cuentas del ejercicio fiscal correspondiente a 2016", lo que debería haber hecho en un plazo máximo de tres meses desde su cierre.

Por consiguiente, "siendo una responsabilidad del administrador saliente, queda pospuesto el otorgamiento de dicha escritura hasta el momento en el que Grupo Wanda proceda con dichos requisitos previos a la firma", añade la empresa española.

En la nota, Baraka manifiesta su firme compromiso e "ilusión máxima" con el proyecto de rehabilitación del Edificio España, y asegura que ya están organizados los trabajos para comenzar la obra con carácter inmediato, "una vez que Grupo Wanda haya solventado lo anteriormente señalado".

El pasado 7 de marzo, Casanova presentó su proyecto para la rehabilitación del emblemático inmueble, que se convertirá en un hotel lo más parecido posible al primigenio cuando finalicen las obras, que entonces se dijo que empezarían en un mes y se prolongarían durante dos años.

El edificio albergará un hotel del grupo Riu con dos piscinas y un restaurante en la última planta, además de una galería comercial donde tiene interés en instalarse, entre otros grupos, la francesa Galeries Lafayette.