La venta del Edificio España impulsa la reforma de la plaza, ya planeada

madrid

| 06.06.2014 - 13:32 h
REDACCIÓN

La venta del Edificio España por el Banco Santander al magnate chino Wang Jianlin impulsará definitivamente la remodelación de la plaza y su entorno, ya planificada por el Ayuntamiento de Madrid. Tras la confirmación de la operación inmobiliaria, cifrada en 265 millones de euros según el banco, la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha confirmado hoy la operación urbanística.

Ana Botella ha dicho esta mañana, tras inaugurar un aparcamiento junto al estadio Vicente Calderón, que "el compromiso electoral del Ayuntamiento de Madrid era presentar un plan de remodelación integral de la plaza en esta legislatura" y "ya" se va a presentar.

"Evidentemente, la venta del edificio ayudará porque ya existía un compromiso por parte del anterior propietario para aportar un dinero a la renovación de la plaza", ha añadido la alcaldesa. Para Ana Botella, la venta del Edificio España "sin duda supondrá empleo, creación de riqueza y una inversión muy importante que seguro que atraerá otras".

El Ayuntamiento de Madrid ha diseñado un ambiciosa propuesta de remodelación de la deteriorada plaza de España y su entorno con el fin de recuperar el espacio para el peatón, de convertirla en un nuevo foco de actividad con la colaboración público-privada y de que conecte las zonas verdes de sus inmediaciones.

Para ultimar el proyecto el equipo de Gobierno que lidera Ana Botella pretende abrir antes del verano un proceso de información de su propuesta y de participación ciudadana para que "no se pierda ninguna oportunidad de que particulares y entidades que puedan estar interesadas" aporten sus ideas, según indicó a Efe el director general de Planeamiento del Ayuntamiento, Javier Hernández.

El proyecto incluye, entre otros aspectos, la peatonalización del paso elevado de Bailén entre el Senado y la calle de Ferraz y derivar el tráfico por el paso bajo rasante ya existente; reducir el tráfico en la Cuesta de San Vicente, sobre todo en sentido plaza de España, y una nueva utilización del aparcamiento subterráneo de la plaza, convirtiendo dos de sus tres plantas en un centro cultural.

La remodelación no se acometería hasta la próxima legislatura y sería "de coste cero", según el planteamiento municipal, dado que todas las operaciones se financiarían con "los ingresos de las nuevas actividades y gracias a la colaboración público-privada", según explicó Hernández.

En resumen, lo que pretende el equipo de Gobierno de Botella es recuperar la superficie de la plaza y mejorarla porque tiene un diseño que tiene algunas deficiencias, y luego crear un centro cultural en el primero y segundo sótano del aparcamiento ligado al mundo hispanohablante, al idioma español y a la figura de Cervantes, manteniendo la tercera planta para aparcamiento con las mismas plazas que hay ahora.

El Edificio España fue el primer rascacielos levantado en España y el mayor en Europa en 1953, fecha de su inauguración. Con sus 117 metros de altura, no solo trasladó a España el modelo de "pequeña ciudad vertical" del Rockefeller Center neoyorquino, sino que fue emblema de aperturismo y modernización del régimen franquista que, tras un lento declive, siguió siendo objeto de deseo de inversores.