La sierra no registra incidencias en la mañana a causa de la nevada

madrid

| 19.01.2015 - Actualizado: 15:59 h
REDACCIÓN

Los municipios de la sierra noroeste no han registrado incidencias a lo largo de la mañana a causa de la gran nevada que se produjo hasta las tres de la madrugada, según han informado a Europa Press fuentes de Emergencias 112 Comunidad de Madrid.

Localidades como Cercedilla, Navacerrada, Collado Villalba, Alpedrete, San Lorenzo y Galapagar, entre otras, amanecían cubiertas por un manto blanco de nieve, que a estas horas tiende a derretirse, a excepción de los puntos donde hay sombra, donde el problema son las placas de hielo, según ha informado a Europa Press la concejal de Protección Civil de Guadarrama, Noelia Pozas.

"En Guadarrama, las carreteras están despejadas y limpias, lo que pasa es que han bajado las temperaturas y lo que preocupa es el hielo. Se están limpiando las aceras. No obstante, hay que tener precaución en las zonas de sombra, que se están helando. Los operarios van avanzando rápidamente echando sal", ha explicado.

La edil ha indicado que "en general" la situación es "bastante buena" ya que anoche se registraron incidencias como coches atravesados en la calzada a causa de la nevada. "Ahora no se han registrado incidencias, a excepción de un accidente. Se empezó a trabajar desde las 10 de la noche con los quitanieves y esta mañana estaban las carreteas limpias", ha añadido.

En cuanto al Puerto de Navacerrada, a 1.800 metros, han explicado a Europa Press en el Observatorio Meteorológico que se ha acumulado una capa de nieve de 16 centímetros, y que como ya había 12, el espesor en la zona es de 28 centímetros.

Estas fuentes han relatado que esta mañana se registran 7,7 grados negativos, y que el viento sopla a 30 kilómetros por hora, aunque se han llegado a registrar rachas de 70 kilómetros por hora. Respecto a la visibilidad, han indicado que es de un kilómetro a causa de la niebla.

Por otra parte, los distintos ayuntamientos de la zona, como Collado Villalba o Alpedrete, reparten sal entre los vecinos para evitar situaciones de peligro a causa de la formación de hielo.