La Guardia Civil localiza 66 vehículos robados en el interior de una nave de Madrid

Guardia Civil

madrid

| 07.01.2011 - 11:10 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Agentes de la Guardia Civil, destinados en el Area de Investigación de Griñón, han logrado la identificación de tres personas, responsables de una nave industrial ubicada en Casarrubuelos, en cuyo interior se han localizado piezas que se corresponden con 66 vehículos, todos ellos robados.

El dispositivo que ha llevado a la Guardia Civil a la localización del almacén ilegal se ponía en marcha cuando una víctima se puso en contacto con los Agentes de Griñón, comunicando que había visto el vehículo especial que le habían sustraído en una zona industrial de la localidad toledana de Illescas.

Nada más tener conocimiento de estos hechos, se procedía a realizar la investigación pertinente, comprobando que la maquina en cuestión presentaba evidentes síntomas manipulación en su número de bastidor, hecho que motivaba que la Guardia Civil pusiera en marcha el oportuno dispositivo de vigilancia para la localización del transportista.

Gracias a las labores de investigación efectuadas, se lograba identificar a un ciudadano marroquí de 33 años, afincado en nuestro país, y el cual tenía en su haber numerosos antecedentes por falsificación de documentos y robo de vehículos.

Asimismo, se lograba identificar a sus cómplices, dos ciudadanos polacos de 36 y 28 años de edad, uno de los cuales había alquilado una nave industrial en Casarrubuelos, que parecía ser el lugar donde se "maquillaban" y despiezaban los automóviles.

Estas sospechas llevaban a los agentes a solicitar a la autoridad judicial competente el oportuno auto para el registro de la nave industrial, donde se localizaron numerosas piezas de vehículos.

Las investigaciones posteriores han permitido identificar hasta el momento sesenta y seis vehículos, todos ellos sustraídos en diferentes puntos de la geografía española.

Los detenidos se valían de inhibidores de frecuencia y llaves falsas para lograr la apertura y posterior sustracción de los coches. La investigación continúa abierta tendente a la identificación de nuevos vehículos sustraídos.