La Policía liberó al secuestrado en Getafe cuando expiraba el plazo para matarlo

El secuestro podría estar motivado por una deuda de 200.000 euros de un cártel

madrid

| 20.11.2013 - 12:09 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El motivo del secuestro del hombre que la Policía liberó ayer en Getafe podría ser una deuda de 200.000 euros contraída con un cártel de la droga en Colombia, según ha informado este miércoles la Policía Nacional. Agentes de este cuerpo liberaron ayer en esta localidad madrileña a un hombre que permanecía secuestrado desde el pasado viernes, 15 de noviembre, por un grupo de sicarios.

En total, han sido arrestados los cuatro secuestradores en el lugar del rapto y el cabecilla del grupo en el barrio de Las Tablas en Madrid capital.

Los secuestradores exigían para su liberación el pago de 200.000 euros. Durante los registros efectuados los agentes se incautaron de tres armas de fuego (un revólver, una pistola y un subfusil con silenciador) un chaleco antibalas, dos pistolas eléctricas, unos grilletes, estupefacientes y útiles para el tráfico de drogas.

La investigación comenzó el pasado viernes, cuando una persona cercana a la víctima denunció la desaparición y los agentes especializados de la Policía Nacional, tras los primeros análisis, sospecharon que se podría tratar de un secuestro.

Las órdenes directas sobre el rapto habrían provenido de Cali (Colombia) y los encargados de llevar a cabo la operación serían los integrantes de una "oficina de cobros" (sicarios dedicados a los ajustes de cuentas y al cobro de deudas del narcotráfico) con capacidad para actuar en Madrid.

El motivo del secuestro podría ser una deuda de 200.000 euros contraída con un cártel de la capital colombiana. El límite dado desde Colombia para efectuar el pago era de cuatro días, y, en caso contrario, amenazaban con acabar con la vida del rehén.

FUERTEMENTE ARMADOS

Los investigadores lograron localizar el lugar en el que la víctima estaba retenida. Se trataba de un piso de alquiler ubicado en una zona cercana al campus universitario de Getafe y en su interior varias personas custodiaban el rehén.La organización también contaba con una segunda vivienda en Getafe y el cabecilla de la "oficina" daba instrucciones desde un tercer inmueble del madrileño barrio de Las Tablas.

Ante el inminente fin del plazo impuesto por los captores, el GEO de la Policía Nacional dispuso un operativo para liberar al secuestrado. Los agentes asaltaron simultáneamente las tres viviendas, liberaron a la víctima y arrestaron a las cuatro personas que la detenían, así como al líder de la operación.

Uno de los captores resultó herido, saltó por la ventana del primer piso donde se perpetraba el secuestro para intentar escapar y se fracturó los tobillos.

En los tres domicilios registrados, los agentes se han incautado de un subfusil con silenciador, un revólver, una pistola, un chaleco antibalas, dos armas eléctricas y unos grilletes, además de estupefacientes, útiles para el tráfico de drogas y dinero en efectivo.

La investigación ha sido desarrollada por agentes de la UDEV de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Madrid, Grupo de secuestros de la Comisaría General de Policía Judicial, Grupo de Policía Judicial de la comisaría de Fuencarral-El Pardo y del Grupo Especial de Operaciones.