La Fundación Padre Garralda habilita un centro de ayuda a drogodependientes en Las Tablas

La Fundación Caja Madrid ha invertido 2,6 millones de euros en la construcción sobre una parcela municipal

Tiene capacidad para 80 usuarios e incorpora amplios espacios para talleres ocupacionales y zonas estanciales

Ruiz-Gallardón defiende el compromiso social que "da sentido" a las cajas

madrid

| 23.06.2016 - Actualizado: 20:05 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Fundación Padre Garralda-Nuevos Horizontes ha puesto en marcha un centro de rehabilitación de drogodependientes en un terreno cedido por el Ayuntamiento de Madrid en Las Tablas Sur, un equipamiento que ha sido inaugurado este martes por el alcalde de la capital, Alberto Ruiz-Gallardón. El primer edil ha estado acompañado por la presidenta de la Fundación Garralda, la Infanta doña Pilar de Borbón, la secretaria general de Instituciones Penitenciarias, Mercedes Gallizo, el presidente de Caja Madrid, Rodrigo Rato, y los delegados Concepción Dancausa, Ana Botella y Pedro Calvo. Tampoco ha faltado a la cita el padre Jaime Garralda.

Gallardón, que ha recordado su formación a cargo de los jesuítas, al igual que la de Rato, ha agradecido la labor de Garralda, comparable con la del Padre Arrupe y la del Padre Llanos. "Nunca ha dudado cuál era su sitio: junto a aquellos que, sin recursos, luchan por salir adelante. A su disposición ha puesto su bondad, su pasión, su arrojo, su inteligencia y su fidelidad a unos principios y valores. Esa forma de ser le ha llevado a ser un precursor que ha roto fronteras adentrándose allí donde otros antes no llegaban, como centros penitenciarios, barrios de chabolas o el mundo de la droga", ha declarado.

El alcalde madrileño también ha puntualizado que el padre Garralda "no ha predicado, ha vivido el Evangelio", a lo que ha sumado que es "un auténtico líder" al considerar que el liderazgo es "la identificación de un sentimiento, como alguien escribió alguna vez". Tampoco se ha dejado en el tintero la conversación que mantuvo con él en su despacho en 2002, cuando el primer edil todavía era presidente de la Comunidad, y donde le recordó que los drododependientes "no son delincuentes, son enfermos".

RED DE SUELO SOLIDARIO

La residencia --financiada por la Fundación Caja Madrid, gestionada por la Fundación Padre Garralda y cuyo terreno fue cedido por el Consistorio-- se levantaba en una parcela que el Ayuntamiento incluyó en la Red de Suelo Solidario en 2007. Se trataba de un proyecto para dotar a entidades sociales sin ánimo de lucro de espacio donde construir centros de atención para los colectivos más vulnerables de la sociedad. De este modo, el Ayuntamiento puso a disposición de diferentes organizaciones, a través de un concurso, 11 parcelas de 47.438 metros cuadrados.

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, ha defendido el "compromiso social" de las cajas de ahorro, que revierten a la sociedad "los dividendos que no se reparten", lo que, a su juicio "da sentido a la existencia de las cajas". Así lo ha manifestado Ruiz-Gallardón tras recordar la antigua campaña de Caja Madrid "Nuestro beneficio es vuestro" que, a su juicio, constituye un ejemplo de la labor de las cajas de ahorros en favor de las obras sociales.

"La suma de esfuerzos del Ayuntamiento de Madrid, de Caja Madrid y de la Fundación Padre Garralda-Horizontes Abiertos -es decir, de la Administración local, los agentes económicos y la propia sociedad civil- ha permitido que esta ciudad cuente con un nuevo recurso que hace de Madrid una metrópoli que trabaja a favor de la cohesión social", ha subrayado.

El equipamiento inaugurado hoy tiene capacidad para 80 usuarios e incorpora amplios espacios para talleres ocupacionales y zonas estanciales. Manualidades, deporte, psicoterapia de grupo, etc. Todo ello ayuda a los ingresados a la hora de salir de su particular pozo negro.

Así lo ha explicado Enrique, un joven de 32 años que ha señalado que con todas estas actividades van recuperando poco a poco "las ganas de vivir". Con ellas "cultivan la paciencia" para después aplicar esos conocimientos en lo que será su vida fuera del centro, una vez finalizado el tratamiento de seis meses. Su siguiente paso estará en un piso de reinserción y "a seguir en el Centro de Atención a la Drogodependencia (CAD)".

El coste del proyecto arquitectónico --2,65 millones de euros-- ha corrido a cargo de la Obra Social de Caja Madrid. El alcalde ha explicado que a mediados de este año ya estarán concluidos y prestando servicio casi el 75 por ciento de los centros sociales construidos gracias a la Red de Suelo Solidario del Ayuntamiento de Madrid.

Por su parte, el presidente de la Fundación Caja Madrid, Rodrigo Rato, ha alabado de Garralda el haber dedicado "toda una vida a los demás" y el saber sacar "todo lo mejor de los demás" gracias a "su gran fe en el ser humano".

El nuevo equipamiento cuenta con un equipo multidisciplinar (médicos, enfermeras, psicólogos, trabajadores y educadores sociales), todos ellos especialistas en el tratamiento contra la drogadicción. "Trabajamos para que los pacientes vayan subiendo uno a uno los peldaños de los escalones que le llevaron a la ruina: autoestima, responsabilidad, amigos, familia, personalidad, trabajo, hogar", ha explicado el padre Garralda.