La fiscal rebaja de 42 a 13 años para un violador y secuestrador por juzgarse 13 años después

madrid

| 22.05.2013 - 07:56 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La representante del Ministerio Fiscal ha rebajado de 42 a 13 años la condena a imponer a un violador al aplicarle una atenuante de dilaciones indebidas, entre otras modificaciones penales, con motivo a que los hechos se han juzgado trece años después de que se produjeran.

En el juicio, el procesado Oscar C.G. ha reconocido la ristra de delitos que se le imputan y su defensa ha alcanzado con la fiscal un acuerdo de conformidad que le ha rebajado la condena a 13 años de prisión por dos delitos de agresión sexual, coacciones, detención ilegal y lesiones.

Los hechos juzgados tuvieron lugar el 6 de diciembre de 2000 cuando el hombre secuestró a una pareja y abusó de la mujer en varias ocasiones. En 2010, fue detenido por unos hechos diferentes -un robo con violencia y un intento de agresión- y se comprobó que las muestras biológicos recogidas entonces correspondían con las suyas.

Fuentes policiales han indicado en los pasillos de la Audiencia Provincial de Madrid que el procesado está implicado en otras agresiones sexuales cometidas a posteriori. Con semblante tranquilo, en la vista oral se ha limitado a contestar con un sí a la pregunta de si reconocía los hechos y no ha hecho uso de su turno a la última palabra.

SECUESTRO

Según el fiscal, el procesado golpeó en la mañana del 6 de diciembre de 2000 en la cabeza con una figura de escayola a José Ramón T. E. mientras ambos estaban en el domicilio de la otra víctima. A continuación, ató con unas cuerdas las manos de José Ramón y obligó a éste y a la mujer a desnudarse y a mantener relaciones sexuales entre ellos. Tras ello, abusó de la víctima.

A partir del mediodía del 6 de diciembre, el acusado impidió salir del domicilio a la mujer y a Juan Ramón, y al caer la noche, siempre maniatados, les condujo en el coche de Juan Ramón hasta un descampado.

Ocurridos los hechos, los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado procedieron a la toma de muestras biológicas para establecer la identidad del agresor, que fueron clasificadas como de origen desconocido al no tener modo de contrastarlas.

Sin embargo, en el año 2010, y por unos hechos diferentes, Oscar C.G. fue detenido y se comprobó que las muestras eran de él. Se encuentra en prisión provisional comunicada y sin fianza desde febrero de 2012.