La EMT cuenta con un nuevo Centro de mantenimiento en Sanchinarro para 400 vehículos

"Esta base alberga la estación de repostado de GNC más grande de Europa y seguramente del mundo"

Podrán acceder también taxis, flotas de transporte y vehículos particulares que utilicen gas natural

La EMT cuenta con más de 2.100 autobuses, que cubren una red de 215 líneas con más de 3.600 kilómetros de extensión

madrid

| 17.11.2010 - 14:36 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La Empresa Municipal de Transportes (EMT) de Madrid cuenta ya con un nuevo Centro de Operaciones en el barrio madrileño de Sanchinarro, donde se podrá atender a las necesidades de mantenimiento de hasta 400 vehículos de la flota. Ha sido inaugurado este miércoles por el alcalde, Alberto Ruiz-Gallardón, aunque ya lleva en funcionamiento dos semanas.

El centro, situado en una parcela de 59.000 metros cuadrados y que cuenta con 55.000 metros cuadrados construidos, cuenta con sistema de reducción del consumo eléctrico, climatización eficiente por suelo radiante y sistema de recuperación de las aguas de lavado. Además, está preparado para acoger una base fotovoltaica formada por marquesinas que capten energía solar.

En su interior se han instalado 18 puntos mecánicos, once de chapa, seis de electricidad, nueve zonas de lavado, foscas mecánicas, un sistema de recogida selectiva de residuos y su propia ITV.

Además, hay nueve calles de carga rápida de Gas Natural Comprimido (GNC) que permitirán cargar un vehículo en apenas cuatro minutos y dotarles de una autonomía de un día aproximadamente --los vehículos eléctricos se cargan en 35 minutos y duran 10 horas--. En total, por este espacio podrán pasar 150 buses cada hora para el respostaje y limpieza interior y exterior.

Estas instalaciones estarán gestionadas por la empresa Gas Natural, y a ellas podrán acceder también taxis, flotas de transporte y vehículos particulares que utilicen este combustible. De esta manera, Gas Natural estima que los coches, autobuses y furgonetas que reposten aquí permitirán una reducción de las emisiones de 54 toneladas de óxidos de nitrógeno y de casi cuatro toneladas de partículas al año. En total, en el Centro de Operaciones de Sanchinarro trabajarán de momento 997 empleados --843 conductores y 123 de mantenimiento--, aunque cuando la planta esté a pleno rendimiento ofrecerá 1.200 puestos de trabajo. Además, por aquí pasarán de momento los 320 buses de 26 líneas diurnas y cuatro nocturnas que sirven a la zona Noreste de la capital, aunque la capacidad real es de hasta 400 vehículos.

47 MILLONES INVERTIDOS

En el exterior del recinto se ha instalado un perímetro de pantallas de seis metros de altura que permiten reducir el impacto visual y sonoro del Centro, y también se han plantado 3.000 unidades de diferentes especies vegetales.

En total, el Consistorio ha invertido en el proyecto 47 millones de euros. Por su parte, Gas Natural ha invertido 6 millones de euros en el proyecto y prevé una facturación de entorno a los 60 millones a lo largo de la duración del contrato, que es de doce años.

"Esta base alberga la estación de repostado de GNC más grande de Europa y, según estiman los responsables de Gas Natural, seguramente del mundo", se ha vanagloriado Gallardón durante la inauguración, en la que ha estado acompañado por el delegado de Seguridad y Movilidad, Pedro Calvo; por el concejal socialista Manuel García Hierro, y por el director general de Negocios Minoristas de Gas Natural Fenosa, Daniel López Jordá.

EMT, CENTRAL EN LAS POLITICAS DE MOVILIDAD

El primer edil madrileño también ha destacado que la EMT es un instrumento central en las políticas de movilidad del Consistorio, con las que intentan tanto garantizar una buena movilidad sostenible en la ciudad y una mejora de la calidad de vida, como el mantenimiento de la competitividad económica. "Hoy nuestra movilidad urbana es segura, eficaz y medioambientalmente sostenible", ha afirmado Calvo. El alcalde, por su parte, ha destacado "la fabulosa apuesta de la EMT a favor de la calidad de vida y la competitividad".

Finalmente, ambos dirigentes han subrayado que el Ayuntamiento madrileño ha llevado a cabo en las últimas dos legislaturas múltiples iniciativas para mejorar la calidad del servicio de transporte público en superficie, como la instalación de separadores físicos para el carril bus, la transformación de toda la flota en ecológica, la creación de dos líneas de minibuses eléctricos para el centro, o la instalación de marquesinas con información en braille y de las pantallas de información variable.

Además, también se ha dotado de sistemas de información oral y videovigilancia interior a la mayoría de vehículos, se ha creado una conexión directa y durante las 24 horas entre el centro y el aeropuerto, se han construido áreas intermodales, se han puesto en marcha líneas express y se ha habilitado un acceso gratuito a Internet en los autobuses.

La EMT cuenta actualmente con más de 2.100 autobuses, "todos ellos de piso bajo y con rampa de acceso", que cubren una red de 215 líneas con más de 3.600 kilómetros de extensión y más de 10.000 paradas.