La delincuencia cae un 2,7% en Madrid, con un 27% menos de homicidios

Se han cometido 3.097 delitos y faltas menos aunque se incrementaron un 12% más los robos con fuerza

Las denuncias por botellón en la capital alcanzan las 22.691 en el primer semestre del año

madrid

| 29.07.2014 - 16:02 h
REDACCIÓN

La delincuencia, a nivel global, ha caído un 2,7 por ciento en la capital en el primer semestre del año en comparación con el mismo periodo del ejercicio anterior, un dato en el que destaca el desplome de un 27 por ciento en el número de homicidios dolosos, que sitúa a la Madrid por debajo de otras grandes capitales europeas como Londres, París, Roma o Berlín, aunque también hay que contabilizar el repunte de un 12 por ciento en el número de robos con fuerza.

Así lo ha detallado la delegada del Gobierno en Madrid, Cristina Cifuentes, acompañada por la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, tras la Junta y Consejo Local de Seguridad, donde ha detallado que, en los nueve parámetros analizados por el Ministerio del Interior, se han producido reducciones en seis de ellos.

A destacar que en dos de los que sí han subido, el aumento no llega a un 1% (delito de daños, con un 0,6%, y robo con fuerza en general, con el 0,2%).

En cuanto a los robos con fuerza en domicilios, el delito más significativo actualmente, la delegada ha destacado que confía en una pronta reducción porcentual tras las recientes detenciones de bandas especializadas al tiempo que ha resaltado que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado "incrementarán los dispositivos contra este tipo de robos".

Cifuentes ha apuntado que ha descendido un 13,7 por ciento la delincuencia violenta; un 15,1 por ciento los robos con violencia o intimidación; el 17,5 por ciento la sustracción de vehículos a motor; el 9,2 por ciento el tráfico de drogas y el 3,2 por ciento los hurtos. En total se han cometido 3.097 delitos y faltas menos.

MADRID UNA CIUDAD CADA VEZ MÁS SEGURA

Analizando territorialmente los datos de criminalidad, se desprende que la delincuencia baja en 15 de las 19 comisarías de distrito, lo que supone casi el 80 por ciento. Destaca el descenso de la criminalidad del 10 por ciento en Carabanchel y el 7 por ciento tanto en Centro como en San Blas.

La conclusión a la que han llegado Cifuentes y Botella es que Madrid "sigue siendo una ciudad cada vez más segura". La delegada ha apostillado que en materia de seguridad ciudadana nunca se pueden sentir satisfechos "mientras se cometa un solo hecho delictivo".

Cifuentes no ha olvidado felicitar a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad por el trabajo que desarrollan en el ámbito de sus competencias y les ha animado a seguir trabajando por la seguridad, "un valor imprescindible para avanzar en la calidad de vida de los madrileños y la competitividad de Madrid".

La alcaldesa, por su parte, ha defendido que sin "altos estándares de seguridad" una ciudad no puede "consolidarse como uno de los principales destinos turísticos internacionales ni ofrecer calidad de vida a sus ciudadanos", lo que se consigue con "un proceso continuo de renovación de la Policía municipal y una constante actitud de colaboración con el resto de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado".

18.000 ACTUACIONES CONJUNTAS

En ese sentido, Botella ha destacado las casi 18.000 actuaciones realizadas conjuntamente en 2013 y las cerca de 10.000 intervenciones en el primer semestre de 2014. Todo ello sin dejar de lado la renovación de la flota, por ejemplo, que se ha traducido en la puesta al día de más de un tercio de los vehículos policiales en 2014 apostando por la modalidad de renting.

Botella ha subrayado igualmente el incremento de efectivos, con una convocatoria de 203 plazas para nuevos agentes por primera vez desde 2009, lo que convierte a la capital en "pionera" por ser "la primera gran ciudad española que amplía su plantilla de policial" y la primera en "reservar el 20 por ciento de las plazas para personal procedente de tropa y marinería del Ejército con al menos cinco años de experiencia previa".

Esto es posible gracias a un convenio suscrito con Defensa, al que luego se han sumado otros municipios de la región. Ha destacado igualmente que el conocimiento de idiomas será una prueba puntuable.

La primera edil ha remarcado igualmente la contratación de seguridad privada para el control de edificios, lo que ha permitido incrementar el número de efectivos de Policía municipal en las calles. "Hemos conseguido aumentar las patrullas diarias de forma progresiva, con incrementos sostenidos en los últimos años superiores al 5 por ciento respecto a 2010", ha expuesto.

Este refuerzo de la presencia policial en la calle se ha concentrado de manera especial en los fines de semana, cuando se registra un aumento cercano al 18 por ciento, al pasar de más de 1.700 patrullas en 2010 a más de 2.000 en 2013.

La creación de la Ciudad de la Seguridad, además, empieza a materializarse: con una inversión de 10 millones de euros, en la Casa de Campo se integrarán los servicios centrales de Seguridad, Emergencias y Protección Civil.

46 NUEVAS CÁMARAS DE SEGURIDAD

El turismo ha sido una de las columnas vertebrales de su discurso, "no sólo por su importancia económica en términos de dinamización de la actividad empresarial y creación de empleo, sino también por la proyección de la imagen de Madrid en el exterior".

En este sentido, Botella ha destacado que Madrid es considerada en el exterior como la segunda ciudad más segura de Europa, junto a Viena. En cuanto a la percepción de los madrileños, desde 2010 ha aumentado un 30 por ciento la sensación de seguridad.

"El 80 por ciento de los ciudadanos de Madrid afirma sentirse seguro en su barrio y más del 68 tiene una percepción de seguridad en el conjunto de la ciudad", ha declarado la alcaldesa, al tiempo que ha alertado de la necesidad de "no bajar la guardia".

También está ya en marcha la implantación de 46 nuevas cámaras de seguridad, que se sumarán a las 147 ya existentes. A destacar que el 18 por ciento de los incidentes que tuvieron lugar en los barrios con videovigilancia pudieron detectarse gracias a este sistema y en muchas ocasiones las grabaciones pudieron aportarse como medio de prueba en juicio.