La Comunidad expedirá en 3 meses el certificado para tramitar la adopción

Aguirre visita un Centro de Primera Acogida en Hortaleza

madrid

| 17.09.2012 - 12:56 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La futura Ley de Acogimiento y Adopciones de la Comunidad de Madrid marcará un plazo máximo de tres meses para que las familias puedan obtener el certificado de idoneidad exigido para formalizar una adopción, el mismo tiempo de que dispondrá la administración para solicitar al juez la conversión de un acogimiento en adopción. La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, ha avanzado esta mañana durante una visita al Centro de Primera Acogida Isabel Clara Eugenia, en el distrito madrileño de Hortaleza, que la nueva ley unificará los trámites para la adopción y el acogimiento con la creación de un "procedimiento único" para ambos procesos y una "ventanilla única" de atención a las familias.

Aguirre ha explicado además en relación a los certificados de idoneidad que las familias necesitan para adoptar que en la actualidad su tramitación puede demorarse "un año o más", por lo que se limitará a tres meses.

La validez actual de estos certificados, por un periodo de seis meses, se extenderá a dos años para impedir que caduquen durante el proceso legal de adopción.

La nueva ley, ha proseguido la presidenta regional, premiará a las familias que tengan o hayan tenido un menor en situación de acogimiento familias, ya que este será considerado un "hecho positivo", según ha explicado la presidenta. Igualmente, potenciará los acogimientos familiares y adocpiones de niños con discapacidad.

VISITA AL CENTRO DE PRIMERA ACOGIDA EN HORTALEZA

Aguirre ha visitado esta mañana junto al consejero de Asuntos Sociales, Salvador Victoria, el Centro de Primera Acogida Isabel Clara Eugenia, donde se presta atención de urgencia a 47 menores de hasta 14 años de edad que llegan al centro en situación de "riesgo o desamparo", en palabras de la presidenta madrileña.

En este centro, con una zona nido y otra de residencia, además de con tres aulas educativas que pertenecen al colegio público de Hortaleza, los menores suelen permanecer un periodo medio de uno a dos meses -ha explicado Aguirre- antes de volver a sus hogares, ser acogidos por una familia o ingresar en una residencia infantil.

La residencia permite además que madres menores de edad convivan con sus hijos en el centro, con programas por grupos de edades.

En el distrito de Hortaleza existe otro centro de acogida para menores de entre 15 y 18 años, con 35 plazas.

Un total de 635 menores pasaron por la red centros de primera acogida de la Comunidad de Madrid el pasado año, de los que 436 ingresaron por primera vez. De estos últimos, 369 ha regresado a sus hogares, se ha felicitado Aguirre.

Según las cifras aportadas por la presidenta, la administración regional ostenta en la actualidad la tutela de 1.639 menores, y mantiene bajo protección a un total de 4.600, de los que 2.693 -un 69 % del total- han sido acogidos por familias y otros 1.575 se encuentran en residencias.