La Comunidad destinará 145 millones para garantizar la renta mínima de inserción en 2012

madrid

| 22.12.2011 - 14:09 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Comunidad de Madrid aprobó este jueves un importante paquete de acuerdos puramente sociales que llevan aparejado un gasto de más de 145 millones de euros para garantizar desde el 1 de enero el pago de la Renta Mínima de Inserción (RMI) a las personas que lo precisen, asegurar las prestaciones económicas que se reconozcan a las personas en situación de dependencia durante 2012, y mantener la asistencia en 369 plazas residenciales para distintos perfiles de usuario.

El Consejo de Gobierno adoptó un conjunto de acuerdos que implican la aprobación de un gasto anticipado para la atención de 72.000 madrileños.

De ellos, 23.000 son personas en situación de dependencia que recibirán una prestación económica y otras 48.600 personas se prevé que reciban la Renta Mínima de Inserción por atravesar una situación de especial dificultad económica.

Este gasto se suma a otros 124,5 millones que el Consejo de Gobierno ya aprobó en su reunión de la pasada semana para financiar los servicios sociales de atención primaria y los de atención a las personas en situación de dependencia en la capital (119 millones) y para ampliar el presupuesto dedicado a la Renta Mínima de Inserción con el objetivo de garantizar el pago de la nómina de diciembre (5,5 millones hasta alcanzar los 71,7 millones que se han destinado en total en 2011). Concretamente, el Ejecutivo autonómico autorizó hoy un gasto de 80 millones de euros para garantizar en 2012 el pago de las prestaciones económicas a personas en situación de dependencia. Las ayudas económicas que prevé la Ley de Dependencia pueden ser de varios tipos: vinculada al servicio (contribuye a la financiación del coste del servicio, centro de día o residencia solicitado por el usuario), la destinada a cuidados en el entorno familiar y de apoyo a cuidadores no profesionales y la destinada a la contratación de un asistente personal que facilite una mayor autonomía de la persona en situación de dependencia.

Por otro lado, el Consejo de Gobierno también autorizó una partida anticipada inicial de 52,6 millones para el pago de la Renta Mínima de Inserción en 2012 a al menos 48.600 personas que puedan encontrarse en una situación de especial necesidad durante el próximo año. Estas cifras son estimaciones realizadas sobre la base de las personas que percibieron esta ayuda en 2011, por lo que el crédito podría sufrir ampliaciones en función de la evolución que experimente la demanda de la prestación.

En 2011, el Gobierno regional atendió a 18.000 familias en apuros a través de la Renta Mínima de Inserción, con un presupuesto global de 71,7 millones de euros, cifra que experimentó un crecimiento del 21,63% respecto a la cantidad empleada en 2010. La previsión es que el próximo

año el presupuesto total para esta ayuda crezca un 9%.

Por último, la Comunidad de Madrid destinará 12,4 millones de euros para garantizar el mantenimiento de 369 plazas residenciales en distintos recursos públicos.

Concretamente, se trata de 216 plazas en residencias infantiles y juveniles para menores que tienen alguna medida de protección por parte de la Administración regional; 91 plazas en centro de atención temprana para niños con algún tipo de discapacidad o que presenten riesgo de padecerla; 14 plazas residenciales para menores con discapacidad y 48 para adultos con discapacidad física (20) o intelectual (28).