La bandera arcoiris ondea en todas las juntas municipales de distrito de Madrid

Hasta el próximo día 5 de julio, en la que concluirán las actividades para celebrar el Orgullo 2015

Permanecerán hasta el próximo día 5 de julio (Archivo)

madrid

| 26.06.2015 - 17:50 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Ayuntamiento de la capital, gobernado por Manuela Carmena (Ahora Madrid), se ha adelantado dos días a la conmemoración del Día Internacional Orgullo LGTB al colocar esta tarde la bandera arcoíris en el balcón de la antigua sede del Consistorio, en la plaza de la Villa, así como en las juntas municipales de los 21 distritos de la ciudad.

Las banderas permanecerán hasta el próximo día 5 de julio, fecha en la que concluirán las actividades organizadas para celebrar el Orgullo de Madrid 2015.

"El compromiso municipal con la defensa de la igualdad real de derechos de todas las personas tiene hoy un símbolo claro en Madrid. La bandera arcoíris, símbolo de la lucha del movimiento LGTB por la igualdad de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales, ondea desde esta tarde en la sede de las juntas municipales de los 21 distritos de la ciudad", reza la nota del Ayuntamiento.

Asímismo, el Ayuntamiento de Madrid tiene previsto izar la bandera arcoíris en el Palacio de Cibeles, sede actual del Consistorio, el próximo domingo, aunque los servicios jurídicos del Gobierno municipal estaban analizando la forma concreta para hacerlo "conforme a la ley".

En una entrevista reciente recogida por varios medios de comunicación, la delegada del Gobierno en la Comunidad de Madrid, Concepción Dancausa, dijo que la bandera arcoíris "no es la que debe regir para todos" y defendió poner en su lugar un lazo, como se ha hecho otras veces.

La portavoz del Gobierno del Ayuntamiento, Rita Maestre, opinó, sin embargo, que se trata de un "gesto de reconocimiento a la diversidad presente en nuestra ciudad y a la libertad" con el que Madrid se pone "a la altura del resto de capitales europeas".