Infructuosa batida vecinal en Valdemoro para localizar a un anciano con alzheimer desaparecido

madrid

| 10.06.2011 - 07:58 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Vecinos de Valdemoro se han vuelto a organizar para buscar a Antonio Alvarez Martin, un vecino de la localidad de 77 años de edad, enfermo de Alzheimer. Desapareció el domingo, cuando volvía de pasear con su mujer por la zona de la estación de Cercanías. Desde entonces sus familiares junto a Guardia Civil, la Policía y un centenar de vecinos de Valdemoro, no han parado de buscarle. Piensan que pudo subir a uno de los trenes, sin rumbo, debido a su enfermedad y que podría estar perdido en alguna localidad cercana.

En el momento de su desaparición, el anciano llevaba una camisa beige de manga larga y un pantalón marrón.

La Guardia Civil convocó a los valdemoreños en la Casa Cuartel de la localidad para organizar batidas por los caminos y polígonos industriales que circundan el casco urbano. A este dispositivo se han sumado los que la propia Benemérita, Policía Local, Protección Civil y Dirección General de Protección Ciudadana están poniendo para localizar al desaparecido.

El concejal de Seguridad Ciudadana en funciones, Manuel Salguero, ha destacado "la importancia que la colaboración ciudadana tiene en la resolución de este tipo de casos". En cuanto al operativo dispuesto, Salguero ha afirmado que se trata de una iniciativa "especialmente importante a fin de descartar que Antonio Alvarez se encuentre desorientado en algún lugar de Valdemoro para que, en caso contrario, se pueda centrar la búsqueda en otros lugares".

Según han indicado familiares del desaparecido, Antonio Alvarez Martín cuenta con 77 años de edad, está enfermo de alzheimer, mide en torno a 1,60 metros de altura, anda un tanto encorvado, tiene el pelo blanco y, en el momento de su desaparición, se encontraba indocumentado y llevaba un dispositivo de teleasistencia sin batería.