Impiden pasar a una señora con muletas por la restricción peatonal

La señora denuncia que iba a su hotel, situado apenas a unos metros, y le hicieron dar la vuelta por otra calle para acceder a su destino

Tras conocer el caso, Carmena promete que se facilitará el paso por Carmen y Preciados a las personas con problemas de movilidad

Polémica por el "sentido único" mientras el Ayuntamiento dice que el dispositivo ha funcionado "con normalidad y mejor que en años anteriores"

madrid

| 04.12.2017 - 11:04 h

REDACCIÓN/AGENCIAS

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Ayuntamiento de Madrid cree que el dispositivo de movilidad y seguridad para Navidad en la Gran Vía ha funcionado este fin de semana "con normalidad y mejor que en años anteriores". No obstante, la prohibición de circular en los dos sentidos por las calle Preciados y Carmen, ha provocado situaciones rocambolescas debido en algunos casos por un incomprensible "exceso de celo" por parte de los policías municipales destinados a controlar que los peatones no incumplieran la norma de circular en un solo sentido.

IMPIDEN PASAR A UNA SEÑORA CON PROBLEMAS DE MOVILIDAD

Esto es lo que le ocurrió a una señora con movilidad reducida que iba a su hotel situado sólo a algunos metros de la prohibición decretada por el Ayuntamiento para obligar a que los peatones circulen en un sólo sentido. Los policías municipales situados para impedir circular a los ciudadanos se negaron a dejarla acceder pese a que vieron que caminaba con muletas y pese a que la señora se lo suplicó.

Al contrario, lo que hicieron fue obligarla a dar la vuelta por la otra calle para luego subir por la que estaba establecida. Esta ciudadana, que no tuvo más remedio que dar la vuelta, ha dado a conocer el hecho y también su indignación, tanto la suya como la de la gente que presenció los hechos. "En ninguna parte del mundo he visto yo esto - reprochó la señora- Esto es incomprensible, no lo entiendo"

CARMENA PROMETE QUE SE FACILITARÁ EL PASO A LAS PERSONAS CON PROBLEMAS DE MOVILIDAD

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, aseguró este lunes que las restricciones de sentido en la circulación de peatones por las calles del Carmen y Preciados se harán "sólo en los casos en que sea necesario" y facilitando que "a cualquier persona que tenga cualquier tipo de problema o dificultad no le resulte todavía más difícil o penoso su caminar".

Carmena dio esta respuesta a una pregunta que se le formuló, durante la presentación de la programación municipal para navidades, tras divulgarse un vídeo en el que se veía cómo una mujer con problemas de movilidad tuvo que dar un amplio rodeo para llegar a su destino como consecuencia de la medida de seguridad de que a las calles Carmen y Preciados sólo se pueda acceder en un sentido, de ida o vuelta.

La alcaldesa explicó que será el delegado de Salud, Seguridad y Emergencias, Javier Barbero, quien mañana aclare la situación durante la presentación del dispositivo para Nochevieja, respecto al cual ella sí avanzó que le "consta que es posible que haya una reducción del aforo" en la Puerta del Sol, según publica hoy El Mundo , porque "es necesario que haya más espacio para el Samur y las emergencias".

En cualquier caso, respecto al incidente de la mujer puntualizó que el Ayuntamiento no pretende que los peatones circulen "en una sola dirección de manera enérgica", sino que le importa la seguridad y evitar las incidencias que puedan provocar las aglomeraciones, por lo que pidió que las previsiones adoptadas para minimizar el riesgo.

Carmena subrayó, así, las medidas de seguridad se establecerán "sólo en los casos en que sea necesario y "facilitando que cualquier persona que tenga cualquier tipo de problema o dificultad no le resulte todavía más difícil o penoso su caminar".

DESCONTENTO DE LOS COMERCIANTES

Los comerciantes por su parte han mostrado su descontento con el cierre de la Gran Vía y tanto ellos como los responsables de los parkings dicen que han notado un acusado descenso de su negocio.

LA VISIÓN DEL AYUNTAMIENTO

Según una nota de prensa remitida por el Gobierno local, se han producido algunas retenciones "de escasa consideración" en las calles Princesa y la Cuesta de San Vicente, Atocha y Cibeles. El Ayuntamiento agradece a la Policía Municipal y a los agentes de movilidad su trabajo en la gestión del tráfico y destaca la coordinación destinada a activar el dispositivo en reuniones a las que está invitado el Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM).

El dispositivo navideño de movilidad ha sido puesto en marcha "para garantizar la seguridad vial y comodidad de los peatones, y evitar los repetidos problemas de congestión de otras Navidades, de tal forma que los vehículos que necesitan entrar al centro tengan menos problemas", dice el Ayuntamiento.

En su nota, el Gobierno de la capital recuerda que "en años anteriores eran frecuentes los cortes por colapso, que el año pasado se redujeron considerablemente. Por ejemplo, los cortes que afectaron a M-30 fueron la mitad que el año anterior y duraron menos tiempo". El dispositivo de movilidad -explica- ha sido diseñado "teniendo en cuenta estudios, como la evaluación del operativo del año pasado, y se han incluido mejoras para garantizar la accesibilidad y la seguridad y una mejora de los 5.400 metros cuadrados de espacio ganado para los peatones en fechas de gran afluencia".

Con respecto a la información sobre el dispositivo, el Ayuntamiento dice que ha mantenido encuentros con comerciantes, vecinos, agentes sociales y económicos, y que ha remitido más de 60.000 cartas a los residentes y a los comercios del distrito Centro, y que ha lanzado una campaña de comunicación y ha las webs informativas www.granvia.madrid.es y www.madrid.es/movinavidad2017.

Entre las medidas del dispositivo de seguridad y movilidad de navidad, vigente hasta el 7 de enero, figura la novedad de que por primera vez hay un sentido único en la entrada y salida de peatones en los accesos a las calles Carmen y Preciados, aunque en el interior de estas calles la movilidad interna es libre. Tomando la Puerta del Sol como referencia, Preciados tendrá sentido salida y Carmen entrada, direcciones que están señalizadas por luces, mientras en el interior de estas vías los peatones transitan en el sentido que elijan.

La Gran Vía dispone desde el pasado día 1 de un carril bus-taxi-moto y un carril de tráfico privado por cada sentido y otorga 5.400 metros adicionales a los peatones.

ALGUNAS CRÍTICAS DE LA OPOSICIÓN

La oposición no valora tan positivamente esta medida. Ciudadanos critica que el cierre al tráfico no esté avalado por ningún estudio técnico. Begoña Villacís recordaba que cuando se tomó la misma medida el año pasado, fue cuando se activaba por primera vez el protocolo anticontaminación. El Partido Popular asegura que las consecuencias pueden ser "dramáticas".