González dice que no hay democracia que "no respete la libertad de prensa"

madrid

| 04.07.2013 - 18:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha afirmado que "no hay ningún país democrático y libre que no respete la libertad de prensa".

Así lo ha asegurado González en la Casa de América, donde ha clausurado el VI Foro Atlántico, en el que se ha analizado la libertad de prensa en América Latina, y en el que también han participado, entre otros, el Premio Nobel Mario Vargas Llosa; la periodista cubana Yoani Sánchez, y Leopoldo Castillo, presentador de "Aló, ciudadano", de Venezuela.

El presidente del Ejecutivo regional ha explicado que no existe ninguna democracia que "no garantice que los medios de comunicación puedan hacer su trabajo sin coacciones".

En este sentido, ha manifestado que "la prueba para comprobar si un país es o no una democracia está en si respeta o no la labor de los medios de comunicación".

AGRADECIMIENTO A YOANI SÁNCHEZ Y LEOPOLDO CASTILLO

Según González, la libertad significa que "cada cual pueda vivir y expresarse según su propio criterio".

El presidente madrileño ha mostrado su agradecimiento al trabajo que realizan periodistas como Yoani Sánchez y Leopoldo Castillo con su "permanente vigilia por la libertad" y denuncia "contra los excesos de regímenes totalitarios".

González también ha puesto de manifiesto el peligro del "populismo con apariencia de democracia", pero que, a su juicio, intenta "manipular" y dirigir la sociedad.

"Un populismo que siega la libertad y que, como consecuencia de ello, lamina la prosperidad y acaba con las clases medias, empobreciendo la sociedad", ha añadido.

Una sociedad abierta al talento y la creación, a juicio del jefe del Ejecutivo regional, prospera, mientras que si está cerrada, fracasa.

"Muchos países llevan años, sumergidos en regímenes totalitarios no consiguen más que desigualdades y pobreza. No son países socialistas porque sean pobres, sino que, al contrario, son pobres porque son socialistas", ha finalizado.