Fallece un obrero tras caer desde un tejado en Alcalá de Henares

Un hombre de unos 44 años ha matado a su padre, de 82, en su piso de Móstoles, y según ha declarado a la Policía Nacional lo ha hecho "para que no sufriera", según han informado fuentes de la investigación. Emergencias Comunidad de Madrid 112 ha confirmado el fallecimiento del hombre, que podría llevar más de 48 horas muerto y, al parecer, habría sido asfixiado.

madrid

| 08.06.2011 - Actualizado: 17:19 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un hombre de 47 años ha fallecido hoy tras caer desde el tejado de un edificio del Parque Municipal de Servicios de Alcalá de Henares, en el que trabajaba, por causas que se investigan. Según ha informado un portavoz de Emergencias Comunidad de Madrid 112, el suceso ha ocurrido sobre las 12.15 horas en el número 130 de la Avenida Complutense de la ciudad, en un edificio que pertenece al Parque Municipal de Servicios. Por causas que se investigan, un obrero que trabajaba en el tejado, a unos seis metros de altura, ha caído y ha fallecido casi en el acto.

Cuando los facultativos del Summa han llegado, el hombre sufría un traumatismo craneoencefálico severo y un traumatismo facial, entre otros traumas, y había entrado en parada cardiorrespiratoria de la que los sanitarios han tratado de reanimarle durante treinta minutos, sin éxito.

UGT ATRIBUYE SU MUERTE AL INCUMPLIMIENTO DE LA NORMATIVA SOBRE PREVENCIÓN

UGT-Madrid lamentó el fallecimiento del trabajador que se precipitó desde una altura de siete metros, y atribuyó esta muerte al incumplimiento de la normativa sobre prevención de riesgos laborales por parte del Ayuntamiento del municipio.

Según UGT, el empleado público que perdió la vida en Alcalá, oficial de primera y que trabajaba en el Ayuntamiento desde hace 25 años, pertenecía a la Brigada del Agua y se encontraba realizando tareas de mantenimiento sobre el tejado de uralita del edificio, cuando éste cedió, precipitándose al vacío desde una altura de siete metros.

Técnicos de prevención de riesgos laborales de UGT-Madrid han podido saber que el trabajador no disponía de arnés, lo que habría evitado esta muerte; y que el Ayuntamiento de Alcalá tampoco había nombrado un recurso preventivo para los trabajos específicos de altura. Es una muerte atribuible, por tanto, opina el sindicato, al incumplimiento de la normativa.

Con la víctima de hoy, son ya 40 las personas que han fallecido en accidente de trabajo desde el pasado enero, "cifra de todo punto elevada considerando la débil actividad económica de la región como consecuencia de la crisis", a juicio de UGT.