Empresarios madrileños critican la improvisación de los cortes de Gran Vía

Estiman que el cierre de locales de Puigcerdá afectará a más de 200 trabajadores

El Ayuntamiento de Madrid levanta el precinto en los locales de Puirgcerdá

madrid

| 23.12.2016 - 16:50 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Los empresarios madrileños critican los cortes de tráfico en la Gran Vía, una medida que consideran improvisada: "Queremos una ciudad sostenible y es muy positivo pero no se puede improvisar.

Muchos sectores empresariales están muy descontentos porque no ha habido diálogo y consideramos que hay que analizarlo mejor" afirma Juan Pablo Lázaro, presidente de la Confederación de los empresarios madrileños.

"Madrid es radial y al cortar una arteria principal, puedes tener un problema muy importante. Los cortes de Gran Vía ha sido una medida no dialogada, sin tener en cuenta nuestra opinión e improvisada".

CALLEJÓN DE PUIGCERDÁ

Por otra parte, decenas de trabajadores han comenzado a derribar las terrazas de los restaurantes del callejón de Puigcerdá. Los propietarios de los restaurantes, que ayer eran clausurados por el ayuntamiento, pretenden ajustarse con estas obras a la normativa.

Su intención es poder abrir cuanto antes, una vez que han perdido todas las reservas que tenían para estos días. La clausura de los locales ha estado precedida de numerosas denuncias de los vecinos por ruidos, humos y sobre todo para que se facilitara el paso de los servicios de emergencias.

"Los empresarios madrileños tenemos un diálogo permanente con el ayuntamiento de Madrid pero esta medida nos ha sorprendido porque son unas fechas poco oportunas. Lo que hay que cuestionarse es si era la fecha ideal para hacer este cierre" afirma

UNA MEDIDA QUE AFECTARÍA A MÁS DE 200 TRABAJADORES

La Asociación de Empresarios de Jorge Juan ha asegurado este viernes en un comunicado tras el cierre de los restaurante 'Babelia' y 'Los Gallos' en el callejón Puigcerdá que el cierre de locales en esta "vía gastronómica" podría afectar a más de 200 trabajadores.

Los locales del callejón Puigcerdá 'Los Gallos' y 'Babelia' han sido clausurados este jueves, pero podrán reanudar la actividad cuando regularicen su actividad. El restaurante 'La Máquina' fue el primero del callejón en ser precintado.

Los empresarios critican que "después de 25 años de actividad", los callejones del callejón Puigcerdá afrontan "una amenaza sin precedentes a 48 horas de la Nochebuena", debido a una campaña de "resoluciones, precintos y ceses, que amenaza con acabar con los restaurantes de la zona".

En este sentido, la Asociación de Empresarios reconoce que los locales "pretenden resolver los problemas administrativos provocados por el Ayuntamiento de Madrid de forma inmediata, resolviendo los problemas de interpretación, y aportado la documentación necesaria".

Según ha informado el dueño de ambos establecimientos en declaraciones, Pepe Casas, a las 10 horas se han personado en los locales dos agentes de la Policía Municipal junto a responsables de la Agencia de Actividades para clausurar el local.

Al llegar se han encontrado con la protesta de los trabajadores de ambos restaurantes, que portaban carteles en los que aseguraban querer trabajar y que el Consistorio arruinaba su Navidad.

"Les hemos dicho que nos dieran un tiempo para poder alegar, pero han asegurado que eran órdenes de arriba y que para poder abrir el restaurante tenemos que pedirlo por escrito", ha explicado el hostelero.

EL AYUNTAMIENTO DE MADRID LEVANTA EL PRECINTO EN LOS LOCALES DE PUIRGCERDÁ

El delegado de Desarrollo Urbano Sostenible de la capital José Manuel Calvo ha afirmado hoy que "han quitado los precinto" de los locales del callejón Puigcerdá y ha recalcado que el PP pretendía realizar "prevaricación" al solicitar la "abertura total" de los locales.

Así lo ha afirmado durante el Pleno del Consistorio madrileño en una moción de urgencia solicitada por el Partido Popular, donde Calvo ha afirmado que el Partido Popular pedía que el Ayuntamiento que "incumpla una auto judicial" para reabrir los locales sin licencia.

El Ayuntamiento de Madrid ordenó el miércoles el cierre de las terrazas de dos restaurantes ubicados en el callejón de Puigcerdá porque éstas no contaban con licencia de actividad.

Ante esta situación, el edil popular Percival Manglano ha presentado una moción de urgencia, aprobada por toda la Cámara, para "defender los derechos económicos" de los propietarios al cierre de sus locales en unas fechas "tan señaladas y rentables" como es la Navidad.

Sin embargo el debate sobre la eliminación del precinto ha perdido contenido porque durante la sesión Calvo ha indicado que ya se han quitado parte de ellos para que se puedan reabrir los locales con licencia y ha bromeado que "trabajan con discreción".

La socialista Mercedes González ha reiterado que los vecinos de esa zona "no tenía calidad de vida" debido al ruido que provocaban las terrazas y ha indicado que desde hace un año "conocía que tenía un expediente".

"No entiendo cuando dicen los propietarios que se llevaron el susto de su vida", ha remarcado y ha insistido en que conocían su "situación irregular desde hace un año".

Por su parte la edil de Ciudadanos Silvia Saavedra ha recriminado a Ahora Madrid que se "deja influenciar" por el PSOE y que, desde su partido, siguen sin tener claro "qué tipo de política urbanística" está llevando a cabo el equipo de Manuela Carmena.