El presunto homicida de la mujer hallada muerta en Valdemoro sigue grave

La víctima presentaba varias heridas de arma blanca en el tórax y el presunto agresor se tiró por la ventana

madrid

| 22.07.2012 - 12:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El presunto homicida de la mujer de 56 años hallada muerta hoy en su domicilio de Valdemoro (Madrid) sigue ingresado en la UVI de la Fundación Jiménez Díaz con pronóstico grave, tras precipitarse al vacío desde un segundo piso al parecer en un intento de suicidio.

La mujer, de 56 años y nacionalidad española, presentaba varias heridas de arma blanca en el tórax y, aunque aún está pendiente de confirmación oficial, todo apunta a que se trata de un caso de violencia machista, han explicado a Efe fuentes de la Guardia Civil.

Su actual pareja, un hombre de nacionalidad marroquí de 38 años que sufrió un traumatismo cráneo encefálico severo en la caída, fue trasladado en una UVI móvil del Summa, primero al Hospital Infanta Elena de Valdemoro y, desde allí, a la Fundación Jiménez Díaz.

El presunto homicida se halla custodiado en la UVI de este centro a la espera de una evaluación neuroquirúrgica, se encuentra en estado inconsciente y su pronóstico es grave, ha confirmado a Efe un portavoz de la Fundación.

El suceso ha tenido lugar poco antes de mediodía en la calle Estribo, en el centro de Valdemoro, cuando el centro de Emergencias 112 Comunidad de Madrid recibió el aviso de que un hombre se había arrojado por la ventana del segundo piso, aparentemente con intención de suicidarse.

Una vez en el lugar y tras ser atendido el herido, los propios vecinos alertaron de que podría haber más personas en la casa, por lo que la Policía solicitó la intervención de los bomberos para poder acceder a la vivienda, donde encontraron a la mujer con varias heridas de arma blanca en el tórax, y el SUMMA sólo pudo confirmar su fallecimiento.

Varios vecinos que conocían a la mujer fallecida han explicado a Efe que el presunto homicida es la segunda pareja de la mujer, que tenía dos hijos de un matrimonio anterior, ambos mayores de edad e independizados.

De acuerdo con estos vecinos, hacía varios años que el hombre y la víctima vivían juntos, aunque han dicho desconocer si tenían problemas o si discutían habitualmente.

Tanto los hijos como el exmarido se han acercado a la vivienda, según estos vecinos, que han señalado que la víctima mantenía buena relación con su anterior pareja.

Los vecinos han descrito a la mujer como "muy amable, muy simpática y muy trabajadora".