El PP pregunta a Carmena por su actividad política en los últimos 30 días

Vecinos irrumpen en el Pleno gritando dimisión por el desahucio de Carabanchel

madrid

| 20.07.2017 - 14:45 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha contestado al PP que sería "de risa" que no se considerara demócratas a los miembros de Ahora Madrid cuando un número importante de propuestas salen adelante en los plenos "con un grado enorme de mayoría o por unanimidad". También ha avanzado que en las próximas sesiones exigirá a los grupos que se ciñan a las preguntas planteadas, en este caso la presentada por el PP sobre la valoración de la alcaldesa de su actividad política en los últimos 30 días.

Tras escuchar las intervenciones de PP y Cs, Carmena ha lanzado que las intervenciones podrían pasar a estudiarse en las universidades como "ejemplo de lo que no se debe hacer", con "enunciados propios de tertulias de los medios de comunicación de destrucción de las estructuras de entendimiento". Carmena ha destacado los 129 actos que ha tenido en este último mes y ha añadido que compareció en junio en el Pleno del Estado de la Ciudad y que lo hace mensualmente en la comisión de Cultura y Deporte.

La comparecencia ha llegado al Pleno de la mano del portavoz del PP, José Luis Martínez Almeida, que ha acusado a la regidora de que le divierta más "ser la alcaldesa del mundo que de la ciudad", todo un ejemplo de "síndrome de la Moncloa" pero que a los presidentes "les pasa en un segundo mandato, no en el primero".

En estos últimos 30 días, ha continuado, se ha producido "el mes más desafortunado" para Carmena, que "sigue sin cesar a dos ediles imputados por prevaricación, malversación de fondos públicos y delitos societarios". En este tiempo se siguen sumando incumplimientos de los acuerdos aprobados en Pleno, a lo que ha añadido que Carmena y Ahora Madrid "no creen en la democracia representativa ni en la participativa".

Y para eso ha puesto el ejemplo de la peatonalización parcial de la calle Galileo, con 2.000 firmas ya por la reversión. En este punto, Carmena ha destacado la defensa de la democracia participativa, que se materializa, por ejemplo, en los presupuestos participativos, con más de 450.000 madrileños participantes.

Almeida además ha apuntado a la "canibalización de Podemos al gobierno municipal" en este último mes y las consecuencias que puede tener en el Ejecutivo. Igualmente le ha afeado que la alcaldesa apunte con sus acciones que el problema de este gobierno viene de los concejales y que ella pone la cordura. "No, el problema de esta ciudad se llama Manuela Carmena", ha lanzado.

La portavoz de Ciudadanos, Begoña Villacís, ha afeado los acuerdos plenarios que no cumplen porque "no aceptan la democracia, ni la de los grupos ni la de los vecinos", como la opinión de los 2.000 ciudadanos de Chamberí que han pedido la reversión de la actuación en Galileo. "Quieren devolver las instituciones a la gente pero a su gente", ha criticado. Villacís ha definido al de Ahora Madrid como un "gobierno absolutista" al que le "sobra dinero porque no ejecuta" pero que no destina a más viviendas públicas o a bajar impuestos.

La portavoz del PSOE, Purificación Causapié, sí comparte la "sensación de incumplimiento de los acuerdos plenarios", con más de un 30 por ciento de ellos aún sin estar en marcha. También ha lamentado el "error" de no colgar una pancarta en el Ayuntamiento recordando a Miguel Angel Blanco, la pérdida de patrimonio histórico o "el lío de la comisión de Vigilancia". En cuanto a Galileo, el PSOE pide la búsqueda de una solución para esos 70 metros. Por otro lado ha aplaudido la organización del World Pride.

UNOS VECINOS IRRUMPEN EN EL PLENO GRITANDO DIMISIÓN POR DESAHUCIO DE CARABANCHEL

Alrededor de una decena de personas han irrumpido hoy el Pleno del Ayuntamiento de Madrid con gritos de "dimisión" dirigidos a la alcaldesa, Manuela Carmena, y pancartas de "la vivienda es un derecho" en apoyo a la familia desahuciada en Carabanchel.

Durante el Pleno, la alcaldesa ha pedido "calma" y ha asegurado que ya se ha reunido con la pareja, Lidia y Santi, con cuatro hijos menores, que fue desalojada de un piso propiedad del fondo de inversión Fidere.

Esta permanece acampada desde el 19 de junio frente a la Junta Municipal de Carabanchel para pedir a las administraciones "una solución habitacional". Carmena ha insistido en que se ha reunido con ellos la semana pasada, sin pedir cita, porque lo consideraba "tan importante" que era necesario recibirlos. La protesta se ha mantenido durante unos cinco minutos en los que los manifestantes no permitían a la alcaldesa hablar, con interrupciones de "mentirosa" y "dimisión".