El patio de la Casa Encendida se transforma durante cuatro días en una Roller Disco

madrid

| 12.03.2011 - Actualizado: 13:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El patio de la Casa Encendida se transforma durante cuatro días en una Roller Disco o lo que es lo mismo, una discoteca para patinadores.

Una ocasión única para bailar y deslizarse al ritmo que marquen los discjockeys invitados. Una iniciativa a la que pueden acudir los patinadores más experimentados, pero también hay sesiones para las familias.

Este concepto de discoteca, donde los bailarines llevan patines, nació en EEUU en los años 70 cuando la música Disco vivía su máximo esplendor.

Desde La Casa Encendida se recupera ese espíritu, celebrándolo y adaptándolo a los ritmos más actuales.

John Talabot

Sábado, 12 de marzo. Sesiones: 18.00, 20.00 y 22.00 h

John Talabot es un elemento clave para entender la escena de clubes de Barcelona y cada vez más de todo el mundo. Más allá de todo el ruido que ha hecho en medios tan influyentes como Pitchfork, John Talabot es un gran productor, un estupendo DJ y un tipo con una mente muy abierta en lo musical. Sus trabajos recogen estilos que van del soul al techno y todo lo que hay en la línea natural que se puede trazar entre ambos estilos, pero a eso le añade influencias y matices tan sorprendentes y refrescantes como el flamenco, la música africana o Vainica Doble, y eso ya lo coloca en un lugar muy poco transitado.

Señorlobo es un pinchadiscos con base en Madrid, es la mitad de Lovemonk, un soleado sello discográfico de Malasaña donde ejerce labores de jefe de paquetería, planificador de bodas y otras fiestas o diseñador gráfico junior. Y a pesar de eso le da tiempo a pinchar en clubes en Detroit, Estocolmo, Chicago, Dubai, Tokio, Nueva York o Tarifa. Sus sesiones se basan en el funk canalla con sonidos que beben de la electrónica con más soul, de la música disco, de los sonidos afro cósmicos, del dub o del jazz retorcido, del Yacht Rock y de la música house con alma. O a veces va directamente a las fuentes y pincha los clásicos. Ecléctico en todo caso.

Kon and Amir

Domingo, 13 de marzo. Sesiones: 18.00, 20.00 y 22.00 h

Kon and Amir son una pareja de DJs de culto. Su historia comienza en las cubetas de discos de Boston. Un encuentro fortuito en una tienda de discos en 1996 condujo a una de las alianzas más fructíferas que se conocen en el mundo de los DJs y rastreadores de vinilos. Un año más tarde la pareja ofreció On Track (Vol. 1), que se convirtió en la primera de cinco sesiones mezcladas de manera impecable y llenas de joyas ocultas rescatadas de polvorientos cajones de discos.

Durante sus quince años de carrera como DJs, la pareja ha accedido al estatus de leyenda entre DJs y productores. Como los vinilos que coleccionan, Kon and Amir son de una rara especie. Constantemente agitan las pistas de baile de medio mundo y su popularidad es tan alta que a veces los fans les ofrecen sus propios singles y LP polvorientos como regalo para los reverenciados productores.

John Talabot

Sábado, 12 de marzo. Sesiones: 18.00, 20.00 y 22.00 h

John Talabot es un elemento clave para entender la escena de clubes de Barcelona y cada vez más de todo el mundo. Más allá de todo el ruido que ha hecho en medios tan influyentes como Pitchfork, John Talabot es un gran productor, un estupendo DJ y un tipo con una mente muy abierta en lo musical. Sus trabajos recogen estilos que van del soul al techno y todo lo que hay en la línea natural que se puede trazar entre ambos estilos, pero a eso le añade influencias y matices tan sorprendentes y refrescantes como el flamenco, la música africana o Vainica Doble, y eso ya lo coloca en un lugar muy poco transitado.

Señorlobo es un pinchadiscos con base en Madrid, es la mitad de Lovemonk, un soleado sello discográfico de Malasaña donde ejerce labores de jefe de paquetería, planificador de bodas y otras fiestas o diseñador gráfico junior. Y a pesar de eso le da tiempo a pinchar en clubes en Detroit, Estocolmo, Chicago, Dubai, Tokio, Nueva York o Tarifa. Sus sesiones se basan en el funk canalla con sonidos que beben de la electrónica con más soul, de la música disco, de los sonidos afro cósmicos, del dub o del jazz retorcido, del Yacht Rock y de la música house con alma. O a veces va directamente a las fuentes y pincha los clásicos. Ecléctico en todo caso.

Kon and Amir

Domingo, 13 de marzo. Sesiones: 18.00, 20.00 y 22.00 h

Kon and Amir son una pareja de DJs de culto. Su historia comienza en las cubetas de discos de Boston. Un encuentro fortuito en una tienda de discos en 1996 condujo a una de las alianzas más fructíferas que se conocen en el mundo de los DJs y rastreadores de vinilos. Un año más tarde la pareja ofreció On Track (Vol. 1), que se convirtió en la primera de cinco sesiones mezcladas de manera impecable y llenas de joyas ocultas rescatadas de polvorientos cajones de discos.

Durante sus quince años de carrera como DJs, la pareja ha accedido al estatus de leyenda entre DJs y productores. Como los vinilos que coleccionan, Kon and Amir son de una rara especie. Constantemente agitan las pistas de baile de medio mundo y su popularidad es tan alta que a veces los fans les ofrecen sus propios singles y LP polvorientos como regalo para los reverenciados productores.