El nuevo baremo de admisión en centros facilitará que los hermanos se escolaricen juntos

Lucía Figar presenta el nuevo baremo de admisión para el próximo curso 2013/2014

Incrementa de ocho a diez los puntos por tener hermanos matriculados en el centro

Recoge la supresión de las zonas de escolarización quedando toda la región como zona única

madrid

| 19.02.2013 - 17:56 h
REDACCIÓN

Documentos Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El nuevo baremo de admisión para el próximo curso 2013/2014 incrementa de ocho a diez los puntos por tener hermanos matriculados en el centro o padres que trabajen en él, con lo que se facilita que los hermanos puedan escolarizarse en el mismo centro educativo para evitar casos de dispersión escolar.

Además de esta medida, que se recoge en el nuevo baremo presentado hoy por la Consejería de Educación, también se incrementará en cuatro puntos la solicitud de centro en el mismo municipio en el que residan o trabajen los padres y dos puntos para los que soliciten centro en el resto de la Comunidad.

Asimismo, se otorgan dos puntos a las familias en las que el padre o la madre sea receptora de la Renta Mínima de Inserción y 1,5 puntos por la existencia de discapacidad física y/o sensorial legalmente acreditada del alumno solicitante, los padres o hermanos.

Como criterios complementarios se incluye 1,5 puntos si el padre, madre o hermano es antiguo alumno del centro; 1,5 puntos para familia numerosa general y 2,5 puntos para familia numerosa especial, y un punto por otra circunstancia o coincidente con lo anterior que acuerde el centro educativo según criterios públicos y objetivos.

En caso de empate, se aplicarán los siguientes criterios atendiendo, en primer lugar, a la mayor puntuación obtenida por hermanos matriculados en el centro solicitado o padres que trabajen en el mismo; domicilio familiar o lugar de trabajo; discapacidad; hijo o hermano de antiguo alumno del centro solicitado; familia numerosa, renta familiar u otras circunstancias determinadas por el centro.

El nuevo baremo también recoge la suspensión definitiva de todas las zonas de escolarización y de influencia que habían existido hasta el momento, por lo que en el próximo curso académico se implantará, por primera vez, la zona única educativa.

Esta medida ya se aplicó el curso pasado en 164 de los 179 municipios de la región y el 91 % de las familias consiguieron plaza en el colegio que escogieron como primera opción.

El proyecto garantiza también la libertad de elección en el paso de Primaria a Secundaria, estableciendo adscripciones múltiples de colegios a institutos, y la reserva de plazas para alumnos de excelencia académica en la educación secundaria.

La consejera de Educación, Lucía Figar, ha dicho hoy, en una visita a las obras del nuevo Instituto de Educación Secundaria Manuel Fraga Iribarne, de Sanchinarro, que la zona única educativa dará "facilidad a las familias".