El mercado de San Pascual estrena nueva cara

Cerró sus puertas en julio del año pasado para comenzar su rehabilitación

madrid

| 04.03.2015 - 14:28 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Cincuenta años cumple en junio el mercado de San Pascual, un establecimiento al servicio de los vecinos de Ciudad Lineal que puede considerarse un ejemplo del comercio de proximidad que el Ayuntamiento apoya. Así lo ha dicho la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, que ha acudido a este mercado para inaugurarlo después de las obras de rehabilitación que se han llevado a cabo recientemente.

La Asociación de comerciantes del mercado, que ostenta la concesión, ha llevado a cabo un proyecto de modernización, tanto de las instalaciones como de la oferta comercial, que ha contado con el apoyo del Ayuntamiento, a través de la línea de subvenciones destinada a los mercados. "

Ha sido esencial el esfuerzo de los casi 50 comerciantes del mercado, pero también lo ha sido el de Ahorramás, que ya está presente en ocho mercados", ha señalado Ana Botella, haciendo hincapié en la importancia de la colaboración público-privada para emprender estos proyectos.

La inversión en San Pascual ha sido de casi 5 millones de euros, de los cuales la mitad se han destinado a las instalaciones generales del mercado y otros tantos al supermercado. El presupuesto municipal destinado al proyecto ha sido de 474.686, lo que supone un 30% de la inversión que, según la normativa al respecto, se considera subvencionable, cuyo importe asciende a 1.582.287 millones de euros.

La rehabilitación del mercado se ha completado con obras para hacer sus instalaciones accesibles para todos, eliminando las barreras arquitectónicas, instalando ascensores y rótulos en braille y pictogramas.

También se ha trabajado en adaptar la oferta comercial a los nuevos hábitos de consumo, con una distribución comercial más atractiva (todos los establecimientos de pequeño comercio se han reubicado en una sola planta, mientras que en la primera se ha incorporado un supermercado).

"En San Pascual desarrollarán su actividad cerca de 50 empresas madrileñas, que generan 130 puestos de trabajo directos, de los que una treintena serán de nueva creación gracias a la apertura del supermercado", ha dicho la alcaldesa, resaltando el papel fundamental de los mercados en la ciudad, "porque son centros de actividad económica en los que se genera empleo y riqueza, espacios de oportunidad para el emprendimiento y, también, centros de la vida social de los barrios".

MERCADOS RENOVADOS

Durante la actual legislatura se han llevado a cabo numerosas actuaciones en este sector: se ha construido el nuevo mercado de Barceló, se han remodelado los mercados de Pacífico, San Isidro, Villa de Vallecas, Alto de Extremadura y Argüelles, además del de San Pascual; se han modernizado las instalaciones de los mercados de La Paz, Maravillas y Embajadores, y se han hecho obras de remodelación, mejora o instalación de nuevos puestos en un centenar de locales de más de 20 mercados.

También se han realizado obras de adecuación estructural y de instalaciones en los mercados de San Cristóbal, Guillermo de Osma, Numancia, Orcasitas, Orcasur, Villa de Vallecas, La Cebada, Prosperidad, Vicálvaro y Jesús del Gran Poder, con una inversión total sólo durante 2014 superior a 1,1 millones de euros.

El apoyo a la modernización de los mercados tradicionales ha mejorado el atractivo de Madrid como una ciudad que favorece el emprendimiento. "A ello ha contribuido también el Programa Tax Free, con más de 1.600 beneficiarios, de los que 539 lo son de la línea específica de mercados; y las políticas puestas en marcha para simplificar la normativa y reducir las trabas administrativas", ha manifestado Ana Botella.

También ha anunciado que se va a publicar "una nueva convocatoria de ayudas para la modernización y promoción de los mercados de Madrid, a la que se van a destinar más de 2 millones de euros, y que este año incluye, por primera vez, un propósito socialmente responsable, que se añade a los objetivos económicos que ya veníamos persiguiendo".

Servirá este presupuesto para incentivar proyectos que, como ya se ha hecho en el mercado de San Pascual, contemplen actuaciones destinadas a la creación de un entorno accesible y a reforzar las condiciones de seguridad y comodidad de todas las personas.

"Creo que solo cabe -puntualizó la alcaldesa- hacer una valoración positiva de todos los proyectos llevados a cabo desde 2011 en nuestros mercados. Valoración que comparten los madrileños: según la Encuesta de Calidad de Vida y Satisfacción con los Servicios Municipales realizada el año pasado, los mercados municipales son el segundo servicio público más utilizado por los habitantes de nuestra ciudad y uno con los que se sienten más satisfechos".