El Exgerente del PP de Madrid, Beltrán Gutiérrez, declara ante el juez del caso Púnica

madrid

| 26.02.2016 - 13:11 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El exgerente del PP de Madrid Beltrán Gutiérrez Moliner y el empresario Javier López Madrid declaran hoy ante el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco por posibles pagos ilegales al partido en el marco de la trama Púnica. Gutiérrez y López Madrid están siendo investigados después de que el pasado 11 de febrero Velasco ordenara cinco registros para dilucidar si hubo posibles delitos de blanqueo de capitales y de cohecho dentro de la trama de corrupción Púnica que afecta al PP de Madrid.

Agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil registraron los domicilios del empresario -consejero de OHL y yerno de Juan Miguel Villar Mir- y del exgerente, además de los dos despachos del primero y el que el segundo tiene en la sede del PP de Madrid, donde inspeccionaron su ordenador.

Las sospechas contra ambos parten de las anotaciones encontradas en una agenda del ex secretario general del PP madrileño Francisco Granados, único de los considerados líderes de la trama que permanece en prisión, y a quien el juez ya le dijo cuándo le tomó declaración que creía que parte del dinero "hinchado" en los contratos se lo repartían él y "el Partido Popular de la Comunidad de Madrid".

El pasado 15 de febrero López Madrid se negó a declarar ante la Guardia Civil, mientras que Gutiérrez lo hizo para negar los hechos que se le imputan. Gutiérrez Moliner dejó de ser gerente del PP de Madrid en octubre de 2014, tras 14 años en el cargo, tras conocerse un informe de Bankia que revelaba que gastó 58.000 euros con una "tarjeta black" de Caja Madrid emitida al margen de los circuitos regulares por su condición de consejero de la entidad.

El exgerente dejó el cargo después de que la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, lo hubiese destituido como asesor municipal y tras pedir su cese el día anterior la dirección nacional del Partido Popular, de la que dependía orgánicamente.

Hasta el día de hoy mantiene la condición de empleado del Partido Popular, que ya ostentaba antes de ser nombrado gerente, aunque ayer mismo la gestora que se ha hecho cargo del partido, presidida por Cristina Cifuentes, confirmó que le despedirá en cuanto sea posible.