El ex edil de Fuenlabrada dice no haber recibido sobornos: "Me siento totalmente inocente"

El exconcejal imputado se declara inocente mientras prosiguen interrogatorios

Tres nuevos imputados

madrid

| 22.10.2012 - 10:58 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El exconcejal socialista imputado por su presunta vinculación con la "operación Emperador", José Borrás, ha comparecido hante los medios de comunicación para defender su inocencia en una jornada en la que han proseguido los interrogatorios al resto de detenidos. En su primer acto público tras presentar su dimisión, Borrás ha querido dejar claro que no ha participado "en ningún delito" y que si ha renunciado a su cargo de edil del Ayuntamiento de Fuenlabrada es para poder "defenderse mejor" y para "no perjudicar" ni al alcalde ni a su grupo político ni a la imagen de la ciudad.

Borrás fue detenido el pasado 16 de octubre en el marco de la Operación Emperador, desarrollada en el polígono Cobo Calleja de la localidad madrileña de Fuenlabrada, en la que la policía arrestó además a otras 86 personas, por blanquear entre 200 y 300 millones de euros al año, entre otras cosas.

Tras quedar en libertad sin cargos, el exconcejal ha comparecido acompañado ante la prensa junto con el alcalde de Fuenlabrada, Manuel Robles, para insistir en que es "totalmente inocente" y que, por eso, acudía a la cita a "dar la cara" y "mirando" a los periodistas "a los ojos". Y ha subrayado que ha dimitido, no por haber participado en ningún delito, sino porque su partido, el PSOE, tiene entre sus principios que los cargos públicos que están imputados deben renunciar a los mismos.

El alcalde de Fuenlabrada, por su parte, ha agradecido a Borrás su "generosidad política" a la hora de plantear su renuncia personal, algo que, en su opinión, "no se lleva mucho en estos tiempos" y que "realza su figura".

TRES NUEVOS IMPUTADOS

Mientras tanto, el juez Fernando Andreu, que ha dirigido la Operación Emperador, ha proseguido los interrogatorios y ha ordenado el ingreso en prisión incondicional del empresario Oriol Mestre Risse, residente en Andorra. También ha decidido dejar en libertad a otros cuatro arrestados en la Operación Emperador contra el blanqueo de dinero y la evasión de capitales, entre ellos un sargento de la Guardia Civil y un inspector de Policía.

El magistrado imputa al empresario un delito de blanqueo de dinero y a los dos funcionarios uno de cohecho, por el que Andreu no les ha impuesto ninguna medida cautelar.

En la jornada de hoy, el juez ha tomado declaración a otros dos arrestados, un informático español y una contable china, a los que también ha dejado en libertad aunque les mantiene la imputación por un delito de blanqueo de capitales.

Andreu retomó los interrogatorios de los detenidos después de un intenso fin de semana en el que ha dado por concluida la primera fase de toma de declaraciones.

El juez está investigando también la implicación de la red de blanqueo de capitales, supuestamente liderada por el empresario chino Gao Ping, en delitos de inmigración ilegal, matrimonios concertados entre chinos y españoles, extorsión, prostitución y hasta juego ilegal.

Así se desprende de algunos autos, a los que ha tenido acceso Efe, dictados por Andreu, y en los que destaca que el dinero que la red sacaba físicamente de España procedería principalmente del contrabando y el fraude fiscal.

En menor medida, agrega el magistrado, también tendría su origen en actividades de crimen organizado vinculadas con delitos contra la propiedad industrial e intelectual y tráfico de seres humanos y de estupefacientes.

En total, desde el pasado miércoles ya han comparecido ante el juez 87 arrestados en esta operación contra el blanqueo de dinero y evasión de capitales desarrollada en el polígono Cobo Calleja de Fuenlabrada (Madrid) y está previsto que mañana lo hagan otros tres.

De ellos, 48 han ingresado en prisión incondicional, a 23 se les ha impuesto fianzas para eludir la cárcel y 16 han quedado en libertad, aunque imputados.