El Ayuntamiento multa a asociaciones LGTB por exceso de ruido en el Orgullo Gay 2015

Propone declarar la fiesta de "especial relevancia cultural" para protegerla de multas

"El que se multe a un escenario de una manifestación es un hecho inaudito en España", asegura COGAM

Causapié rechaza la sanción

madrid

| 06.06.2016 - 12:51 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La concejala de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, Inés Sabanés, señaló este lunes que el Gobierno municipal está buscando fórmulas para evitar la sanción que el propio Consistorio ha impuesto a organizaciones que convocaron algunos de los actos del Orgullo Gay 2015, entre ellos la manifestación, por superar los niveles de reuido que permite la normativa municipal.

El Ayuntamiento explicó hoy que están estudiando las posibilidades que existen para evitar la multa total de 180.000 euros que afecta a organizaciones como Cogam o a la propia Federación Española de LGTB (Felgtb) por incumplimiento de la ordenanza del ruido en la celebración del orgullo gay del año pasado.

Inés Sabanés explicó que por el momento están recabando "toda la información" sobre lo ocurrido y que entenderán que los hechos se produjeron en el transcurso de "una manifestación", un marco que flexibilizaría los límites de ruido, a fin de que no se produzca tal sanción.

Por otro lado, comunicó que en el próximo Pleno buscarán el apoyo del resto de grupos municipales para impulsar una moción que declare la festividad del Orgullo Gay como "un acontecimiento de especial relevancia cultural", algo que supondría un "marco más abierto para tener mayor flexibilidad".

Por último, Sabanés indicó que no se debe temer por sanciones, en principio, de cara a la celebración de la próxima fiesta del Orgullo, que tendrá lugar el próximo 2 de julio.

MULTA

El Ayuntamiento de Madrid encabezado por la alcaldesa, Manuela Carmena, ha multado con 12.400 euros a las asociaciones del colectivo LGTB que convocaron la manifestación del Orgullo Gay de 2015 por sobrepasar los niveles de ruido permitidos en el escenario donde se celebró el fin de la manifestación. Así lo han señalado hoy en una nota de prensa la asociaciones Felgtb (Federación de Federación estatal de lesbianas, gays, transexuales y bisexuales) y Cogam (Colectivo de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales de Madrid), responsables de la celebración de la manifestación y del citado escenario.

"El que se multe a un escenario de una manifestación es un hecho inaudito en España que atenta directamente contra derechos fundamentales como la libertad de expresión o el derecho a reunión", ha asegurado el presidente de Cogam, Jesús Grande.

Las asociaciones han explicado que el motivo de la multa es el incumplimiento de la ordenanza de ruido del Ayuntamiento de Madrid (vigente desde el año 2011) por exceso de decibelios en el escenario, situado en la plaza de Colón.

Felgtb y Cogam tendrán que pagar 12.400 euros después de que el Ayuntamiento les notificara el pasado 2 de junio que no había admitido el recurso presentado por ambas entidades, que han exigido la modificación de la normativa para garantizar la celebración de eventos como el Orgullo Gay de Madrid porque entienden que las normas "tienen que hacerse para adecuar una realidad social" a la legalidad.

"No podemos silenciar un evento en el que participan cientos de miles de personas de todo el mundo y que tanta riqueza económica y social deja en Madrid, por tanto, el Ayuntamiento tiene que valorar el adaptar la normativa vigente en materia de sonido para grandes eventos", ha apuntado el presidente de Cogam.

En este punto, han hecho un llamamiento al Ayuntamiento de Madrid para que haga "todo lo que esté en su mano" para garantizar que la manifestación estatal del Orgullo Gay de este año, prevista para el 2 de julio, "no corra peligro".

CAUSAPIÉ RECHAZA LA SANCIÓN

La portavoz del Grupo Municipal Socialista en el Ayuntamiento de Madrid, Purificación Causapié, ha expresado este lunes su rechazo a la sanción impuesta por el Gobierno municipal a los organizaciones del Orgullo LGTB 2015, que han vulnerado la Ordenanza del Ruido, porque "Madrid debe seguir siendo un referente mundial de apoyo al colectivo LGTB". Según ha explicado Causapié, desde el Grupo Socialista municipal van a "instar al Ayuntamiento a que haga los ajustes normativos" para "garantizar que hechos excepcionales como el final de la marcha del Orgullo" no sean sancionados por la normativa del ruido. "No consentiremos que una mala gestión arruine esta imagen", ha señalado la portavoz socialista. De este modo, Causapié ha recordado que el "éxito" de este evento "ha costado mucho trabajo a las organizaciones LGTB y de la ciudadanía madrileña", por lo que los socialistas no pueden "consentir que todo este trabajo se dilapide".

Además, Causapié ha indicado que no se tenía que "haber llegado a esta situación" y que "el Ayuntamiento tendría que haber tomado las medidas oportunas para solucionar este problema sin imponer una multa de 12.400 euros".

En cuanto al cumplimiento de la Ordenanza del Ruido, la portavoz socialista ha señalado que "hay que cumplirla y respetarla", pero sin que esto vulnere "el derecho de reunión y manifestación en Madrid".

Por último, Causapié se ha mostrado "preocupada" por la repercusión de este incidente, y espera que el Ayuntamiento se preste a "garantizar que la edición de este año del Orgullo no se encuentre con un problema similar".