El Ayuntamiento invierte 16 millones en la rehabilitación de viviendas

Subvencionará con hasta 10.000 euros mejoras en la accesibilidad de edificios

Se dará el 50% del pago a la comunidad de vecinos antes de las obras

El plan también incluye mejoras en conservación o eficiencia energética

madrid

| 21.06.2016 - Actualizado: 14:40 h
REDACCIÓN

El Ayuntamiento de Madrid anunció este martes un plan de rehabilitación de viviendas orientado a "cuidar y regenerar" las viviendas de la capital, bajo la filosofía de "mejorar la calidad de vida de la gente". Este 'Plan Mad-Re' contempla ayudas de hasta 10.000 euros en accesibilidad en viviendas, ya sea instalando ascensores, salva-escaleras o rampas.

Más del 40% de los edificios de viviendas de Madrid con tres plantas o más carecen de ascensor, lo que ha motivado, entre otras razones, que el Consistorio acometa un plan que contemple la rehabilitación y adecuación de viviendas para mejorar, entre otras cuestiones, la accesibilidad de estos bloques.

Este plan también incluye mejoras en conservación o eficiencia energética. Desde la semana que viene y hasta el 30 de noviembre las comunidades de propietarios podrán pedir estas ayudas, que servirán para reparar fachadas, sustituir equipos de climatización o instalar aislamientos térmicos como dobles ventanas.

El Ayuntamiento, tras solicitarlo la comunidad de vecinos, adelantará el 50% de la subvención y, una vez finalizada la obra, se añadirá el 50% restante. Además, estas subvenciones llegarían a cubrir hasta un 70% de los trabajos en accesibilidad, un 50% en obras relacionadas con la eficiencia energética o un 35% en las relacionadas con la conservación en general.

3.000 EMPLEOS

Asimismo, el concejal delegado de Desarrollo Urbano Sostenible, José Manuel Calvo, explicó en rueda de prensa que se trata de un "programa fundamental para luchar contra la desigualdad", ya que ayudará a que zonas periféricas y algo más deprimidas puedan acometer obras de adecuación en sus viviendas.

También declaró que este plan pretende crear cerca de 3.000 empleos, gran parte de ellos cualificados. De esta manera, se pretende generar trabajos perdidos con el estallido de la burbuja inmobiliaria que, de la mano de la rehabilitación de viviendas, pueden resurgir sin necesidad de embarcarse en ninguna otra burbuja.

Por su parte, la alcaldesa Manuela Carmena definió este plan como un programa para "mirar hacia los edificios que necesitan rehabilitación", y es que "muchas veces no tienen ascensor" o "una cobertura energética insuficiente". De este modo, el Ayuntamiento de Madrid pretende "hacer más ciudad dentro de la ciudad" dotando de un impulso a los barrios.