El Ayuntamiento de Torrelodones cubre su fachada con basura para concienciar a los vecinos

Invita a los vecinos para que depositen los residuos en los contenedores correspondientes

madrid

| 11.05.2017 - 12:27 h

La Encuesta de Telemadrid

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.3%
No
36.7%

El Ayuntamiento de Torrelodones ha cubierto la fachada del edificio de Alcaldía con basura para concienciar a los vecinos de que deben depositar los residuos en los contenedores correspondientes.

La basura está acumulada en la fachada del edificio, dentro de dos estructuras metálicas. Entre otros enseres, hay sillones, neveras, señales de tráfico, cajas, maderas y hasta una tabla de surf.

Además, se ha colocado una lona que dice "Esta es la cantidad de basura que se recoge fuera de los cubos en un día: la basura al cubo B3".

Estos desperdicios, que estarán en la fachada del edificio durante un mes, han sido obtenidos del Punto Limpio y aportados por la empresa concesionaria de la limpieza municipal. Se trata de basura que "diariamente" los vecinos no introducen dentro de los contenedores, al "abandonar las bolas a pie de calle".

Además, para evitar actos vandálicos sobre la estructura o el material depositado, el Ayuntamiento ha asegurado que el área en cuestión está videovigilada.

"Siendo importante que cada tipo de residuo sea depositado en el contenedor correspondiente, verde, azul o amarillo, más importante es que sea introducida dentro de ellos y, ante la duda, siempre en el verde", han señalado desde el Gobierno local.

La campaña se complementará los fines de semana, regalando una bolsa amarilla para introducir los envases, a los vecinos que se hagan un selfie con la lona de fondo y lo suban a las redes sociales bajo el hashtag #basuraalcubo.

Esta iniciativa comienza este fin de semana, y se mantendrá durante el mes en el que se desarrolla la campaña.

Desde el Ayuntamiento recuerdan que los jueves disponen de un servicio gratuito de recogida de muebles y enseres domésticos, previa petición telefónica, en el número 900 100 859. "Puede utilizarlo quien quiera desechar un mueble, electrodoméstico u otro tipo de objetos de gran volumen que no se puedan depositar en los contenedores habituales.

El usuario deberá encargarse de depositar los muebles en la puerta de su vivienda o en la vía pública donde esté ubicado su contenedor de basura habitual, siempre que no dificulte el paso de peatones, para que sea recogido", han concluido los responsables municipales.