Sin anomalías en el aire de Seseña, mientras los bomberos siguen enfriando la zona | Telemadrid – Radio Televisión Madrid

Sin anomalías en el aire de Seseña, mientras los bomberos siguen enfriando la zona

Ayuntamiento y ecologistas ven prudente el retraso de la vuelta de los vecinos a sus casas

Se instalan dos unidades móviles más en Seseña para medir la calidad del aire

Seseña intentan recuperar la rutina preocupados por la calidad del aire

madrid

| 17.05.2016 - Actualizado: 18:01 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Comunidad de Madrid no ha detectado ninguna anomalía en los parámetros de calidad del aire a raíz del incendio en incendio del cementerio de neumáticos de Seseña que se inició el pasado viernes, ni tampoco un incremento de asistencia sanitaria a ciudadanos por afecciones derivadas del humo.El consejero de Presidencia y portavoz del Gobierno de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, ha destacado que la red de control de la calidad del aire está haciendo seguimiento continuo, en especial en las localidades de Valdemoro y Aranjuez, a través de su red de estaciones fijas y móviles, una de ellas ubicada en Aranjuez.

Garrido ha indicado que dos dotaciones de bomberos de la Comunidad de Madrid realizan tareas de enfriamiento en la zona del incendio, un área situada en los territorios de Madrid y Castilla-La Mancha. Según su pronóstico, la extinción total del fuego se va a demorar "varios días".

El portavoz del Gobierno regional ha destacado que, en el caso del agua, no hay ninguna incidencia a causa del incendio ya que está canalizada y su origen está "muy lejos". Garrido no ha querido entrar en las actuaciones que se acometerán en la zona hasta que finalice el incendio y ha comprometido la colaboración de la administración madrileña. Según ha remarcado, habrá que hacer un estudio del suelo cuando el incendio se haya extinguido y tomar una decisión "en colaboración con las tres administraciones".

No obstante, ha agregado que la "voluntad" de la Comunidad de Madrid es retirar los residuos causados por el fuego "lo antes posible" y acabar con el problema "de forma rápida". Según el portavoz del Gobierno encabezado por Cristina Cifuentes, la colaboración ha sido "total" y se mantiene en el caso del cementerio de neumáticos, un "problema" que en sus palabras empezó hace 16 años en Castilla-La Mancha y acabó "invadiendo" el territorio de la Comunidad de Madrid.

De acuerdo con los datos de la Comunidad de Madrid, los servicios de emergencias del 112 recibieron 1.420 llamadas de ciudadanos interesados por el incendio. Técnicos de Madrid y de Castilla-La Mancha se reunirán para coordinarse en los trabajos, por ejemplo para la reposición de la línea eléctrica de alta tensión que atraviesa la zona. Además, la Comunidad de Madrid mantendrá informados a los municipios sobre la calidad del aire con tres avisos al día.

ECOLOGISTAS EN ACCIÓN VE "PRUDENTE" QUE VECINOS DE SESEÑA RETRASEN EL REGRESO

El coordinador de Ecologistas en Acción, Paco Segura, ha asegurado este martes que es "mucho más prudente", según las indicaciones de la Agencia Norteamerica de Medio Ambiente (EPA) que los vecinos de Seseña no regresen a sus casas hasta que el incendio del cementerio ilegal de neumáticos que comenzó el pasado viernes se extinga definitivamente.

"La Agencia Americana recomienda no volver a las viviendas hasta que no se extinga el incendio. Es crudo, es difícil de gestionar, pero es la situación a la que nos ha abocado la desidia", ha afirmado Segura en una rueda de prensa en la que además ha denunciado que no se están midiendo los contaminantes que emite la nube de humo del incendio. "El medidor de contaminación móvil no quiere decir que si un día no se tienen, al siguiente tampoco, porque depende del aire; hay que poner los medidores en el foco del incendio", ha indicado a la vez que ha criticado que hayan llevado instalaciones móviles donde se mide, pero que no haya "ni un dato de benceno".

DOS MEDIDORES MAS DE AIRE

Este martes se van a instalar dos unidades móviles más en Seseña (Toledo) para medir la calidad del aire y también hoy se decidirá si el colegio de la urbanización El Quiñón, la más próxima al incendio que se declaró hace cinco días en el cementerio de neumáticos, reanuda mañana las clases. Así lo ha indicado hoy el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, a preguntas de los periodistas en una rueda de prensa para presentar la I Muestra Agroalimentaria Regional.

Ha explicado que el Gobierno de Castilla-La Mancha tomó ayer la decisión de levantar las "medidas drásticas" que había tomado para "preservar la salud de los ciudadanos" en base a los datos de los informes técnicos. En este sentido, ha señalado que el Ejecutivo autonómico ha sido "extremadamente prudente" con la decisión de mantener hoy cerrado el colegio de El Quiñón, que se ha tomado "sobre todo" para informar a los padres.

Martínez Arroyo ha indicado que ya ayer hubo datos de la unidad móvil que se instaló en Seseña, a la que se unirán dos unidades más "para tener más información, si cabe", de la que se pudo ofrecer ayer de cara a "garantizar" a los ciudadanos que "no hay riesgo para su salud". El consejero castellanomanchego ha subrayado que todas las decisiones que se están tomando teniendo en cuenta, en primer lugar, la salud de los ciudadanos que están más cerca del foco.

En cuanto a la investigación sobre el incendio, ha indicado que es la Guardia Civil la que la realiza, pero ha apuntado que la situación de la parcela donde están los neumáticos, el municipio y toda la comarca en el momento de iniciarse las llamas, con gran pluviometría desde hacía semanas y un terreno "totalmente" encharcado" cuando se inició el fuego "nos hace pensar que no tiene causas naturales". "Es una constatación objetiva de la realidad que nos encontramos en Seseña la madrugada del viernes y los quince días pasados, en los que ha llovido prácticamente todos los días en la zona", ha manifestado.

LA CIUDAD INTENTA RECUPERAR LA RUTINA

Mientras tantos, la mayoría de colegios de Seseña (Toledo) han vuelto a abrir sus puertas; hoy ya es día laborable en el municipio y los vecinos intentan recuperar la normalidad, pero la nube de humo por los neumáticos quemados sigue siendo visible y es notoria la preocupación por la calidad del aire.

A primera hora de la mañana, a las puertas de los centros educativos de la localidad, padres, madres y alumnos mantienen el mismo tema de conversación: el incendio originado hace cinco días en el cementerio de neumáticos más grande de Europa, ubicado en su pueblo.

"Espero que los niños no salgan al recreo", afirma la madre de un alumno del colegio Fernando de Rojas de Seseña Nuevo, pero la que le acompaña le contradice y replica que los niños tienen que jugar en el patio porque no puedes tenerlos sentados en el aula todo el día.

El mismo tema de conversación, la diferencia de opiniones sobre cómo se ha originado el incendio, sobre cómo se está apagando o sobre si es peligroso o no respirar el aire también llega a las calles del municipio, a los supermercados y a los bares.

Cinco días después de originarse el fuego, la urbanización El Quiñón, la más próxima al suceso, ha vuelto a recuperar actividad. Muchos de sus vecinos volvieron ayer por la noche tras pasar varios días fuera de casa aprovechando que ayer fue festivo en el municipio.

El bar "El Padrino" de El Quiñón solo echó el cierre el sábado, y el domingo volvió a subirlo y a sacar la terraza: "A la gente le gusta sentarse fuera", dice el propietario. Y uno de los clientes añade que "hay que tener sillas fuera para poder fumar".

En las calles de esta urbanización, construida por Francisco Hernando "El Pocero", hay presencia continua de coches de la Guardia Civil y por las calles pasean tantos vecinos con mascarillas como sin ellas.

Esta mañana, se han alcanzado los 25 grados y podía olerse el humo en función de cómo soplase el viento.

El colegio de esta urbanización ha sido el único que hoy ha permanecido cerrado y, por este motivo, también podían observarse por las calles a niños jugando con los patines, con las bicicletas o paseando a los perros.

Otros, sin embargo, siguen fuera con los abuelos, como la hija del propietario de otro de los bares de El Quiñón, que ha tomado la decisión que la niña no vuelva hasta el próximo lunes aunque el Gobierno de Castilla-La Mancha autorice la apertura del colegio antes.