El acusado de asesinar a su pareja con diez puñaladas acepta una condena de 18 años de cárcel

Los padres de la joven aceptan la condena pero no perdonan al agresor

madrid

| 13.09.2010 - 10:06 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El acusado de asesinar a su pareja tras asestarle hasta diez puñaladas ha aceptado una condena de 18 años de prisión tras alcanzar un acuerdo de conformidad su letrado con el representante del Ministerio Fiscal.

La Fiscalía de Madrid solicitaba para el acusado 20 años de cárcel por un delito de asesinato y dos delitos de malos tratos. En concepto de responsabilidad penal, el fiscal reclamaba que el procesado indemnice con 69.891 euros a los familiares. En el juicio, el acusado ha reconocido los hechos que se le imputan por el asesinato de su pareja. Su abogada ha mostrado a los padres de la víctima el arrepentimiento de su cliente.

Al concluir la vista, la madre de la fallecida ha manifestado que se atiene a lo que diga la Justicia española, si bien ha recalcado que "su corazón de madre" ya nunca volverá a estar lleno. "Ella está muerta", ha aseverado.

En el escrito de acusación, el fiscal relata que Nestor Wilfredo V.S., de nacionalidad boliviana, mantenía una relación sentimental análoga a la conyugal con la víctima, también de Bolivia. Según los hechos, el acusado mantuvo una discusión con la mujer sobre las cinco de la madrugada del 25 de febrero de 2008.

En el transcurso de la pelea, el acusado cogió un cuchillo y le asestó hasta diez puñaladas que le provocaron la muerte. Un día después, reconoció a los agentes del Cuerpo Nacional de Policía su autoría en el crimen.

LOS PADRES DE LA JOVEN ACEPTAN LA CONDENA PERO NO PERDONAN AL AGRESOR

La familia de la joven boliviana asesinada se mostró conforme en la Audiencia Provincial de Madrid, aunque recalcaron que no pueden "perdonar".Los padres de la fallecida viajaron desde Bolivia para asistir a la vista, en la que el acusado se mostró conforme con todas las acusaciones y por último, mostró su arrepentimiento a los padres de la que fue su pareja.

Delia, su madre, aseguró que aceptaba la sentencia. "Me atengo a la justicia española, si consideran ese plazo, a mi me da igual; el corazón de madre nunca me lo va a llenar, la muerte de Laura perdurará para varias generaciones... Lo que perdí, lo perdí definitivamente", añadió entre lágrimas.

El padre, Teodoro, aseguró que cuando el incidente ocurrió, no sabían que su hija mantenía una relación amorosa. "Tal vez, por no causarnos problemas no nos avisó", explicó.

Teodoro mostró una foto de su hija, asesinada a los 22 años de edad y aseguró que aunque el acusado estuviera en la cárcel "100 años", "uno nunca está conforme porque ella está muerta, no existe". "Nosotros como hombres no podemos perdonar, Dios verá", añadió.

"ERA EL QUIEN SUFRIA MALOS TRATOS"

Los amigos del acusado asistieron a la Audiencia de Madrid y el portavoz de ellos, Miguel, recordó que además de ser amigos de Néstor, también lo eran de Laura, la chica fallecida. "Todos la queríamos y sentimos mucho su muerte, pero no creemos que el quisiera matarla", declaró.

Los amigos aseguraron que el que sufría malos tratos era el acusado. "Todos somos testigos, hemos visto en él puñetazos y correazos en su cuerpo". "Como hombres, somos incapaces de denunciar a las mujeres, si nos golpean e insultan, aguantamos", añadió.