Diviertt comunicó una asistencia de entre 4.000 y 6.000 personas en el Madrid Arena

Con esa estimación firmó un contrato con el Ayuntamiento

Diviertt todavía no ha presentado el certificado de Ticketing

madrid

| 08.11.2012 - 19:50 h
REDACCIÓN

Diviertt, la promotora de la macrofiesta del Madrid Arena en la que murieron cuatro jóvenes, comunicó al Ayuntamiento dos días antes de firmar el contrato que la asistencia al evento sería de entre 4.000 y 6.000 personas. Así lo han manifestado fuentes municipales, que han indicado que el contrato entre Diviertt y Madrid Espacios y Congresos, propietaria del pabellón Madrid Arena, de titularidad municipal, se suscribió el pasado 24 de octubre, firmado por el administrador único de la promotora, Miguel Ángel Flores.

Dos días antes, la organizadora comunicó a la empresa municipal los detalles de la fiesta de Halloween y estimó que a ella asistirían entre 4.000 y 6.000 personas, que empezaría a las 23.00 horas del día 31 de octubre y concluiría a las 6 de la mañana del día 1 de noviembre.

Con esa estimación, ambas partes firman el contrato por un valor de 12.000 euros, toda vez que está estipulada esa cifra cuando el aforo no sobrepase las 5.000 personas, aunque el importe a pagar por la promotora sería de 20.000 euros si se superaba esa asistencia.

Antes del evento, Diviertt pagó a Madrid Espacios y Congresos la mitad de lo acordado, es decir, 6.000 euros, han añadido las mismas fuentes, que han explicado que, según el contrato, el otro 50% por ciento tendría que pagarse con fecha de vencimiento de 1 de diciembre.

SIN CERTIFICADO DE TICKETING

De todos modos, el precio final está sujeto a que la empresa promotora presente el certificado del "ticketing", es decir, del número definitivo de asistentes a la fiesta. Habitualmente, la propietaria del recinto suele recibir cuatro o cinco días después del evento ese certificado, pero en este caso, probablemente por lo sucedido en la avalancha, todavía no se ha producido.

Dos días antes de la macrofiesta, la previsión del aforo máximo que podría albergar el pabellón era, según firmó el Servicio municipal de Arquitectura, de 9.620 personas.

Su distribución era así: un aforo máximo de 3.700 personas para el nivel 0 (la pista); de 3.920 para el nivel 1, y otro estimado de 3.000 para el nivel 2. En este último se incluía la zona VIP, con una capacidad de 540 personas y el hall, con 1.500. Aunque todavía no se sabe el aforo real que había en ese momento, la Policía estima que se sobrepasó "sobradamente".

La empresa cifró en su día en 9.650 las entradas vendidas de las 10.600 disponibles. Diviertt SL, que forma parte de FSM Group liderado por Miguel Ángel Flores, se constituyó a finales de 2005 con el objeto social de la venta de entradas para salas de fiestas, discotecas, salas de cine, recintos deportivos, recintos multiusos, teatros, y toda clase de espectáculos musicales, culturales, deportivos y de ocio.

En el momento de su constitución fueron nombrados administradores de la compañía Jose María Flores Gómez y Vanesa Molon González. En diciembre de 2009, Vanesa Molon González cesó de su cargo y Jose María Flores Gómez fue nombrado administrador único. El capital social de la compañía es de 210.000 euros, después de que el pasado agosto se ejecutara una ampliación de capital por valor de 207.000 euros.

Las últimas cuentas depositadas en los registros mercantiles de Madrid, correspondientes a 2010, arrojan un beneficio de 119.700 euros, una facturación de 2,42 millones de euros y una deuda de 45.882 euros con entidades financieras.