Detenidos dos expertos en lanzas térmicas por robar al menos ocho comercios de Madrid

Los robos se cometían siempre en horario nocturno

Usaban inhibidores de frecuencia para desactivar alarmar y lanzas térmicas para violentar las cajas

madrid

| 18.06.2013 - Actualizado: 16:29 h
REDACCIÓN

Enlaces Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Agentes de la Policía Nacional han detenido a dos expertos en el uso de lanzas térmicas con las que abrieron las cajas de seguridad de al menos ocho establecimientos comerciales de la capital, han informado la Jefatura Superior de la Policía de Madrid en un comunicado.

La investigación comenzó el pasado mes de mayo tras el robo en una empresa de limpieza cometido en el distrito de Carabanchel. Tras varias gestiones, los agentes constataron la existencia de indicios que apuntaban a que podían tratarse de los mismos autores de robos anteriores.

Los robos se cometían siempre en horario nocturno y utilizaban inhibidores de frecuencia para anular la señal telefónica de la central de alarma.

Para acceder al local, los jóvenes forzaban las ventanas o inutilizaban las cerraduras de las puertas utilizando taladros eléctricos portátiles con tornillería especial. Ya en su interior, empleaban una lanza térmica o sierra radial para forzar las cajas de seguridad o acorazadas que encontrasen.

La pasada semana, y tras establecer el correspondiente dispositivo operativo, los agentes procedieron a la detención de los dos jóvenes. Posteriormente, y con el preceptivo mandamiento judicial, realizaron la entrada y registro de cuatro viviendas situadas en Madrid y Toledo.

Allí, los investigadores intervinieron varios efectos procedentes de los robos y unos 2.000 euros en efectivo. Igualmente localizaron un inhibidor con frecuencia, una taladradora portátil y una radial con seis discos.

Los detenidos, Enrique N.S, de 23 años de edad, y Miguel Angel A.M de 28, expertos en el uso de la lanza térmica, cuentan con un amplio historial delictivo a pesar de su juventud. Ya han sido puestos a disposición de la autoridad judicial.

La investigación, que continúa abierta y en la que no se descartan más detenciones, ha sido llevada a cabo por agentes de la Brigada Provincial de Policía Judicial, pertenecientes a la Jefatura Superior de Policía de Madrid