Desmantelados 5 laboratorios de marihuana en Comunidad Madrid con 4 detenidos

madrid

| 13.07.2015 - 10:06 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

La Guardia Civil ha desmantelado cinco laboratorios de marihuana en la Comunidad de Madrid, tres de ellos en El Álamo y dos en Guadarrama, en una operación que se ha saldado con cuatro detenidos por tráfico de drogas y defraudación de fluido eléctrico al haber pinchado la red pública de alumbrado.

Los arrestados se encargaban del mantenimiento y el tratado de las plantas, informa la Guardia Civil. Las investigaciones comenzaron el pasado 21 de junio a raíz de la denuncia de un hombre que manifestó que había sido agredido por varias personas en su domicilio de El Álamo donde entraron para robar.

Realizada la pertinente inspección de la vivienda los agentes localizaron en el sótano tres habitáculos acondicionados para el cultivo y el tratamiento de marihuana, lo que motivó la detención del denunciante, un albanés de 24 años en situación irregular en España, que confesó que las plantaciones eran suyas y que ha ingresado en prisión tras ser puesto a disposición judicial.

Los agentes localizaron tres laboratorios acondicionados con una perfecta atmósfera artificial con lámparas, aire acondicionado, ventiladores, extractores, humificadores, riego por goteo y filtros de carbono, que albergaban 689 plantas de marihuana en un estado óptimo para la recolección y posterior venta.

Asimismo fueron localizados 323 gramos de cocaína y 177 de hachís además de elementos habitualmente utilizados en la venta de sustancias estupefacientes como balanzas y bolsas de plástico.

El pasado miércoles fueron localizadas en Guadarrama 416 plantas de marihuana distribuidas en tres habitáculos de una vivienda, todas ellas con elementos de luz, aires acondicionados y humificadores, la mayor parte de ellas en un estado óptimo para la recolección y secado.

El hallazgo de las plantaciones motivó la detención de las dos personas que se encontraban en la vivienda, dos españoles de 29 y 36 años, que se encargaban del cuidado y de la vigilancia de las plantaciones, y horas después fue detenido el cabecilla del grupo, un búlgaro de 26 años, que habita en una zona residencial de la cercana localidad madrileña de Collado Villalba.

En ambos casos, debido al elevado consumo de electricidad que se requiere para mantener en un estado adecuado de temperatura y humedad las plantaciones los detenidos consumían la del alumbrado público.

Para los laboratorios de Guadarrama se había soterrado todo el sistema de cables para no levantar sospechas entre el vecindario y se colocaron los enganches perfectamente disimulados.