Cuatro rutas para perderse por Madrid en bicicleta

Una rueda de bicicleta (Archivo)

madrid

| 14.08.2015 - 13:46 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Las bicicletas han invadido las calles de la capital para que los madrileños puedan disfrutar de cuatro rutas que el equipo de eLowcot.com pone a su disposición, como si de Amsterdam o Londres se tratase, según ha informado la compañía en un comunicado.

Es un deporte para todos los públicos y para disfrutarlo todas las estaciones del año. El equipo de la compañía ha propuesto dejar de lado el GPS de tu coche o smartphone y que los usuarios puedan perderse por el Madrid de siempre de "una manera diferente".

Además, la actividad permite "conocer los rincones con más encanto de la ciudad de una manera saludable, mientras atraviesas calles emblemáticas".

Por un lado, la compañía te recomienda hacer "una deliciosa visita a 'La Bicicleta Café' situado en el barrio de Malasaña". Un punto de encuentro para "hipsters, amantes del buen café, el arte y las bicicletas, que además ofrece repostería artesanal y comida sana a precios económicos".

Mientras que, aquellas personas que quieran escapar del ruido y del estresante ritmo de la ciudad, lo mejor es realizar una escapada al Parque del Retiro para hacer un picnic, contemplar alguna de las exposiciones del Palacio de Cristal y dar un romántico paseo en las famosas barcas, entre otras actividades.

Otra de las rutas es el Templo de Debod, donde muchos turistas y madrileños aparcan su bicicleta para "sacar el fotógrafo que llevan dentro y capturar uno de los atardeceres más bonitos de la capital". Además, cuando anochece se puede visitar la Gran Vía y visitar uno de los monólogos que ofrece La Chocita del Loro.

Por último, los usuarios pueden perderse por El Rastro. Aquí encontrarán muebles vintage, objetos curiosos de colección, venta de segunda mano, libros antiguos, aparatos electrónicos y ropa. Después de regalarte "un caprichito", podrá poner rumbo a una buena tarde de tapeo en el barrio de La Latina.