Cordish irá a los tribunales ante el 'no' de la Comunidad a su proyecto

Acusa a la Comunidad de Madrid de "falta de transparencia total"

Reitera que las áreas destinadas a la zona de juego suponen menos del 15 por ciento del proyecto

David Cordish

madrid

| 22.07.2017 - 17:00 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El grupo estadounidense Cordish ha asegurado que las razones alegadas por la Comunidad de Madrid para rechazar que se active su proyecto de ocio 'Live! Resorts Madrid' como Centro Integrado de Desarrollo (CID) "no tienen sentido" y avanza que la compañía recurrirá "al ejercicio de cuantas acciones legales puedan corresponderle" para defender "sus legítimos intereses".

Por otro lado, asegura que en la reunión que se mantuvo el pasado miércoles entre directivos y técnicos de la compañía con el viceconsejero, Miguel Angel García, y varios directores generales, se trasladó el "compromiso total" por parte del promotor de "realizar el proyecto completo y sufragar todos los gastos necesarios de las infraestructuras requeridas".

Así lo expone en un comunicado tras conocer la decisión del Gobierno regional de no tramitar su proyecto de inversión para crear un macrocomplejo de ocio en la localidad de Torres de la Alameda bajo la figura de CID, como se comunicó ayer.

En este sentido, Cordish acusa a la Comunidad de Madrid de "falta de transparencia total" a la hora de actuar sobre su petición para que 'Live! Resorts Madrid' pudiera acogerse a la figura de CID y reitera que las áreas destinadas a la zona de juego suponen menos del 15 por ciento del proyecto total.

"A la vista de las gravísimas irregularidades observadas en la tramitación de la primera y la segunda solicitud, la compañía perseguirá enérgicamente el ejercicio de cuantas acciones legales puedan corresponderle en defensa de sus legítimos intereses contra el Gobierno regional y las personas responsables correspondientes", expone Cordish.