Condenan a 3 años de cárcel al joven que quemó el coche a un edil de Torrelodones

Audiencia Provincial de Madrid

madrid

| 29.01.2014 - Actualizado: 14:36 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Sección Sexta de la Audiencia Provincial de Madrid ha condenado a un joven acusado de quemar en 2012 el coche de un concejal de Torrelodones (Madrid) a tres años de prisión, la mitad de la pena solicitada por la Fiscalía, al estimar los jueces que colaboró con la investigación.

El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) ha informado de que Kamal T., que tenía 18 años cuando ocurrieron los hechos, ha sido condenado por un delito de incendio con la concurrencia de la atenuante analógica de confesión de los hechos.

La Fiscalía solicitaba inicialmente para el acusado siete años de prisión pero la pena se ha reducido a más de la mitad porque los magistrados han estimado que la colaboración del acusado con la investigación fue muy cualificada por dos razones: porque la Policía desconocía quién era el autor del incendio y porque también ignoraba cómo se habían desarrollado los acontecimientos.

Además de la pena a tres años de prisión, el acusado ha sido condenado a indemnizar al concejal afectado con 1.000 euros, a un vecino cuyo automóvil también ardió, con 33.980; a la aseguradora Génesis, con 5.625, y al Ayuntamiento de Torrelodones con 11.638 euros. Pero el tribunal ha acreditado su insolvencia.

El acusado se reconoció autor de la quema del coche del concejal de Deportes de la localidad, Carlos Beltrán, el 27 de mayo de 2012, nada más ser detenido, y acto seguido esclareció los hechos y facilitó la garrafa de gasolina con la que se había cometido el delito, lo que fue clave para la investigación.

Según los hechos probados, ese día Kamal T. adquirió una botella de gasolina con el propósito de quemar el coche del concejal a petición de un menor cuya familia tenía desavenencias con el edil, debido al parecer a que el Ayuntamiento había decretado el desalojo de unas viviendas de alquiler social. Tras romper la ventanilla del vehículo roció el interior con el combustible y provocó el fuego con un mechero.

El incendio se extendió a otros automóviles estacionados en las inmediaciones y a la fachada de cuatro viviendas, que tuvieron que ser desalojadas por sus propietarios. También se ocasionaron daños en el mobiliario urbano y en la vegetación municipal.

El juicio se celebró el pasado 10 de diciembre y Kamal aseguró que había sido engañado por el menor -quien pasó un año en libertad vigilada por estos hechos- y que cuando fue consciente de lo ocurrido confesó y ayudó a los agentes. En el juicio, tanto la Fiscalía como la acusación popular y particular rebajaron sus peticiones iniciales de cárcel.