Condenados 14 trinitarios por organización criminal y tráfico de marihuana

Juicio de los "trinitarios"

madrid

| 08.04.2016 - 12:56 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La Audiencia Provincial de Madrid ha condenado a catorce miembros del "bloque" o "capítulo" de la banda latina de los Trinitarios en Collado Villalba por delitos de pertenencia a organización criminal y de tráfico de marihuana.

La Audiencia de Madrid ha condenado a dos años de prisión a trece de los trinitarios y a cuatro años de cárcel al otro, Pedro Michel M.Y., considerado líder de ese grupo, después de que todos ellos asumieran los hechos y la Fiscalía accediera a rebajar su petición inicial, que oscilaba entre ocho y nueve años de cárcel.

El tribunal ha absuelto a tres de los diecisiete acusados y ha considerado que ocho de ellos son culpables de la usurpación del edificio en el que vivían en la localidad de la sierra madrileña.

Siete de los detenidos estuvieron en prisión provisional desde su arresto en noviembre de 2014 hasta la celebración del juicio, el 1 de febrero de este año, fecha desde la que sólo permanece en la cárcel el líder del grupo.

La sentencia recuerda que el grupo de los Trinitarios nació en Nueva York en 1987 y llegó a España en 2001, cuando se constituyó como organización al margen de la ley en la prisión de Alcalá Meco. Desde 2014 está considerada como organización criminal por sentencia del Tribunal Supremo.

Los ahora condenados pertenecían al bloque local de Collado Villalba, el tercer nivel de una organización que tiene a su máxima dirección en República Dominicana y un nivel intermedio en cada país o comunidad autónoma.

Hasta la fecha de la detención, ocupaban un edificio situado en la calle Madrid de esa localidad, propiedad de la Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb). Su jefe o "primera cabeza" era Pedro Michel M.Y., de nacionalidad ecuatoriana y conocido como "Pifer", quien recibía órdenes del jefe o "suprema" en España, Stalin Elías Marte Savifion, "Stalin the boss".

El tribunal condena a Pifer a tres años de cárcel por dirigir la organización criminal y a otro más por el tráfico de marihuana. Además de la pena de prisión tendrá que pagar una multa de 5.206.59 euros, como el resto de los acusados. El segundo del grupo era Jorge Andrés S.N, alias "Pancho", también ecuatoriano, mientras que el resto de los procesados eran dominicanos, peruanos, españoles, colombianos y argentinos.

Varios miembros de la banda tenían antecedentes violentos penales y policiales, varios de ellos comunes, por lo que los jueces consideran que no son acciones "aisladas", sino atribuibles a los miembros de la organización. Como ejemplos, la Audiencia cita doce casos de robos o agresiones en los que estuvo implicado Pifer junto con otros miembros del grupo en años anteriores a su detención.