Cifuentes insta al Ayuntamiento a "dejar atrás el urbanismo ideológico"

Carmena finalmente acudirá a la reunión con Fomento sobre la operación Chamartín

Cifuentes: "Espero que mañana Carmena no se deje llevar por las presiones de Podemos"

Carmena dice plan Madrid Puerta Norte tiene unas "posibilidades enormes"

madrid

| 07.06.2016 - 14:57 h
REDACCIÓN

La presidenta de la Comunidad, Cristina Cifuentes, ha expresado su alegría por la decisión de la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, de asistir mañana a la reunión convocada por el Ministerio de Fomento sobre la operación Chamartín y ha pedido al Ayuntamiento que deje "atrás el urbanismo ideológico". Carmena anunció ayer que finalmente sí acudirá a la reunión convocada para mañana por la ministra de Fomento, Ana Pastor, entre las cuatro partes implicadas en la operación Chamartín (Consistorio, Ministerio de Fomento, Comunidad de Madrid, y BBVA).

"Me alegro de que la alcaldesa haya reconsiderado su inicial negativa de ir; creo que es importantísimo que lo reconsidere. Es un problema que afecta a tres administraciones, y las tres nos tenemos que sentar a hablar todas las veces necesarias", ha dicho Cifuentes en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno.

La jefa del Ejecutivo ha afirmado que la operación Chamartín es de "extraordinaria importancia para Madrid", puesto que es un "proyecto que va a generar miles de puestos de trabajo".

Cifuentes ha subrayado que había un acuerdo entre las administraciones implicadas que "hubiera permitido que con carácter casi inmediato que se pusiera en marcha un proyecto beneficioso para Madrid", pero "una de las partes" -en alusión al Ayuntamiento- "ha decidido paralizarlo de manera unilateral".

A su juicio, la alternativa planteada por el Consistorio de Carmena "supone indudables pérdidas con lo planteado con anterioridad" y, en el mejor de los casos, supondría empezar de cero y paralizar el proyecto un par de años."Espero que mañana Carmena no se deje llevar por las presiones de Podemos" y que "sean capaces de superar esos prejuicios ideológicos y piensen bien en lo que necesitan los madrileños", ha agregado Cifuentes.

CARMENA: MADRID PUERTA NORTE TIENE UNAS "POSIBILIDADES ENORMES"

La alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, ha dicho hoy que el proyecto Madrid Puerta Norte, que defiende el Ayuntamiento para la zona norte de la ciudad, tiene unas "posibilidades enormes" para los propietarios de los derechos de edificación y también para el Ministerio de Fomento y ADIF.Según la alcaldesa, que se reunirá este miércoles con las partes implicadas en este proyecto, el plan municipal permitirá la construcción de una "estación fantástica" en Chamartín, "como necesita Madrid", y que puedan ser desarrollados los intereses de los promotores de la llamada Operación Chamartín.

"Queremos explicarles que tienen muchísimas posibilidades", ha dicho la alcaldesa acerca de la necesidad de remodelación que tiene la zona norte de la ciudad, ha dicho la alcaldesa esta mañana durante una visita a un centro de protección de animales.

En la reunión de mañana, convocada por la ministra de Fomento, Ana Pastor, estarán presentes el Ayuntamiento, este Ministerio, la Comunidad de Madrid y el BBVA.

Carmena ha precisado que quizás mejor que la reunión de mañana se podía haber citado a una reunión técnica para ver las posibilidades del plan del Ayuntamiento, "pero la ministra de Fomento dijo que prefería una reunión política y después ya veríamos".

La alcaldesa, quien considera que las demás partes "no conocían bien" el proyecto del Ayuntamiento, ha añadido que siempre está dispuesta a sentarse y hablar.

El pasado 10 de mayo, el Ayuntamiento de Madrid presentó su propuesta "Madrid Puerta Norte", que sustituye a la Operación Chamartín, y que pretende reducir a la mitad el área urbanizable (1,7 millones de metros cuadrados) y de 17.000 a 4.600 el número de viviendas construibles

Este plan municipal ha sido considerado inviable en términos económicos por Fomento, la Comunidad de Madrid y el banco BBVA.

Los promotores de la Operación Chamartín recuerdan que su proyecto supone más de 120.000 nuevos empleos, una inversión de 6.000 millones de euros y 3.340 millones para las arcas públicas.

El plan Madrid Puerta Norte del Ayuntamiento, más reducido, plantea rebajar a la mitad el área urbanizable -1,7 millones de metros cuadrados- y reduce de 17.000 a 4.600 el número de viviendas construibles.