La Comunidad reformará el área de Oncología del Hospital Gregorio Marañón

Cifuentes anima a la revisión tras revelar que dos hermanas tuvieron cáncer de mama

madrid

| 19.10.2015 - 13:30 h
REDACCIÓN

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, ha apostado por la prevención e investigación contra el cáncer de mama, que afecta cada año a 3.300 mujeres en Madrid con un índice de curación del 83% en cinco años, tras revelar que dos hermanas suyas han superado esta enfermedad.

La presidenta autonómica ha visitado el Laboratorio de Oncología Trasnacional del Hospital Gregorio Marañón, el único acreditado en España para hacer test genéticos que permiten personalizar los tratamientos y detectar el riesgo de recaída en tumores, con motivo del Día mundial contra el cáncer de mama.

Tras señalar que lleva tiempo "peleándose" con su hija de 25 años para que se haga una mamografía dados sus antecedentes familiares, Cifuentes ha cifrado en doce días la espera para realizar la prueba en Madrid para las mujeres en situación de riesgo, y de dos meses para las mayores de 50 años en general, dentro del Programa de Detección Precoz del Cáncer de Mama regional.

Este laboratorio del Gregorio Marañón es especialista en la prueba genómica denominada test Prosigna, que analiza el tejido tumoral extirpado para clasificar el tipo de cáncer y distinguir qué tratamiento se recomienda para cada paciente, quimioterápico u hormonal.

Ello permite a muchas mujeres "ahorrarse" los efectos adversos de la quimioterapia, con beneficios indudables para el estado general de las pacientes, y supone "avanzar un paso más en la personalización de los tratamientos", según el doctor Miguel Martín, jefe de Oncología Médica del hospital.

El Gregorio Marañón ya ha realizado entre 400 y 500 pruebas genómicas procedentes de toda España y de otras naciones como Portugal, Israel y países árabes, y se está convirtiendo en un centro de referencia internacional en esta prueba, procedente de Estados Unidos.

El laboratorio del Marañón ha validado su aplicación en España y se está diseñando el protocolo para recibir las solicitudes de análisis procedentes del extranjero, según han dicho a Efe fuentes del hospital. El gobierno regional ha destinado una inversión casi de 800.000 euros para las obras del área de Oncología del hospital, que registra cada año unos 800 ingresos de pacientes, ha detallado el gerente del hospital Ricardo Herranz.

Cristina Cifuentes, tras señalar que el cáncer "ya no es una enfermedad vergonzante" que antes se ocultaba, ha abogado por la prevención y el diagnóstico precoz, así como la investigación para "seguir avanzando en la humanización de la asistencia sanitaria que es, si cabe, más necesaria en oncología".

Casi 190.000 madrileñas mayores de cincuenta años se hicieron el año pasado una mamografía preventiva, ha señalado Cifuentes, que ha subrayado la determinación del Gobierno regional de seguir tomando medidas que permitan reducir los tiempos de espera para la prueba de detección precoz.

La presidenta regional ha aprovechado la visita para departir con un grupo de pacientes que le han contado su experiencia desde que les fue detectado el cáncer, a las cuales Cifuentes trasladó expresiones de ánimo ante la enfermedad que ella misma ha vivido en su familia y ha destacado los altos índices de curación.

"Nuestro objetivo es seguir avanzando hacia una atención sanitaria moderna, eficiente, humanizada y de la máxima calidad para todos los ciudadanos", ha concluido.