Botella: "Ser mujer sin condescendencia ni victimismo"

Defiende que ser mujer no debe entrañar "ni handicap ni plus alguno"

Cree que todavía "hay muchos techos que romper"

madrid

| 13.06.2014 - 13:31 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La alcaldesa de Madrid, Ana Botella, ha opinado que todavía "hay muchos vestigios de discriminación, muchos tópicos que erradicar" relativos a la mujer aunque ya no están "tan solas", a lo que ha añadido que ser mujer es "una condición que no tendría que entrañar ni handicap ni un plus alguno, ni generar recelos o condescendencia, ni victimismo".

Lo ha defendido en el I Foro de Mujeres Directivas, organizado por el diario 'La Razón' y la red social Womenalia, donde ha expuesto que el Ayuntamiento trabaja en abrir nuevas vías a la conciliación implantando medidas que ayuden a las madrileñas a no renunciar a ser trabajadoras por el hecho de ser mujeres.

"Crecer juntas ha sido una condición vital para llegar hasta aquí, como lo hemos hecho", ha apostillado. Aunque "se ha andado un camino largo en un tiempo corto" y la tasa de población activa femenina en España casi se ha duplicado en más de tres décadas -en 2013 prácticamente llegaba al 54 por ciento-, lo que es un "síntoma de la normalización", la regidora ha huido de la complacencia.

MUCHOS TECHOS QUE ROMPER

Todavía "hay mucho camino por andar, muchos techos que romper porque no se pueden poner trabas al crecimiento personal y profesional".

En este punto, Botella ha subrayado que el número de mujeres directivas es sólo del 22 por ciento, una cifra "muy modesta" si se tiene en cuenta que el 52 por ciento de la población española con estudios universitarios son mujeres. Ellas, además, cuentan con la carga añadida de la conciliación, de equilibrar la vida familiar con el trabajo.

"Sabemos mucho de retos, pero afortunadamente ya no estamos solas, o no tan solas. En todos los ámbitos de la sociedad, entre ellos el de las administraciones, ha ido calando esa idea por la que llevamos tanto tiempo luchando y en eso algo sí ha tenido que ver la llegada de mujeres a alcaldías, ministerios, incluso, presidencia de gobiernos", ha remarcado.

Para Ana Botella, ser mujer es una condición "que no tendría que entrañar ni handicap ni un plus alguno. Ni generar recelos o condescendencia, ni victimismo". "El día que eso sea una realidad, habremos conseguido nuestro objetivo", ha afirmado.