Bebés robados: 30.000 firmas para evitar la prisión de Ascensión López

Condenada por un delito de injurias por acusar a una monja de organizar su adopción

Las víctimas piden una ley para que se reconozca el daño

madrid

| 30.05.2017 - 14:56 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
¿Podemos permitirnos mas tiempo sin Gobierno?
Si
63.3%
No
36.7%

La Coordinadora X24, que integra a asociaciones de víctimas por adopciones ilegales y desapariciones de bebés, ha entregado hoy más de 30.000 firmas en el Ministerio de Justicia para apoyar la petición de indulto para la presidenta de SOS Bebés Robados Almería, María Ascensión López, que acusó a una monja de haber organizado su robo.

Apoyada por varias familias afectadas por el robo de bebés en Madrid en los años 60 y 70, María Ascensión ha presenciado la entrega junto a miembros de la Coordinadora y ha sido aplaudida al salir de las dependencias del Ministerio en la Plaza de Jacinto Benavente.

Fue condenada en mayo de 2016 a una multa de 3.000 euros y a una indemnización de 40.000 a la monja a la que acusó de haber organizado su robo al nacer, por decir su nombre. Y si no puede pagarlo tendrá que ingresar en prisión cinco meses.

"Confiamos en que Ascensión pueda volver a su vida, normalizar su situación y no levantarse con el miedo de tener que entrar en prisión por no haber medido bien sus palabras cuando contaba su historia", ha dicho al leer un manifiesto la presidenta de la asociación "Todos los niños robados también son mis niños", Carmen Luque.

Ha sostenido que "la Justicia española no puede volverse contra la víctimas en su búsqueda de la verdad" solo por hacer citado a la monja que supuestamente colaboró en su robo.

Para la condenada, que tiene problemas físicos, este acto ha sido "una inyección de moral" y confía en que le sea concedido el indulto que pidió la Coordinadora tras la condena la Coordinadora X24, aunque reconoce que "puede pasar cualquier cosa".

Tras agradecer a los congregados su asistencia ha explicado que ella únicamente cometió "la torpeza" de decir a la prensa el nombre de una monja, sobrina de su padre adoptivo, que fue la que ayudó a sus padres en la adopción, y que por ese motivo que se querelló contra ella por injurias y calumnias.

Ha precisado que esta mujer reconoció que en los papeles de su adopción en 1964 aparecía su firma, pero ha negado haber cometido irregularidades.

A punto de cumplirse un año de la condena, el Gobierno tiene que pronunciarse en breve sobre su indulto.

Al acto han acudido varios afectados por posibles robos de bebés, como Adelina, que tuvo a un hijo el 27 de octubre de 1975 en la maternidad de Santa Cristina, sola, y está segura de que se lo arrebataron.

"Canallas, justicia, a esto no hay derecho, no se puede meter en la cárcel a una mujer por eso... coged a los millonarios", ha gritado Adelina en la concentración.

El diputado de Podemos en el Congreso David Carracedo ha apoyado la entrega de las firmas y ha recordado que esta tarde la Cámara Baja debatirá una enmienda para que se financie con un millón de euros un banco de ADN gratuito para que las familias afectadas puedan hacerse las pruebas y encontrar a sus familiares.

Esta enmienda, que cuenta con el apoyo de casi todos los grupos salvo por ahora el PP, solicita también una fiscalía unificada para todos los casos, y que actué de oficio, así como una policía especializada en el tema.

UNA LEY PARA RECONOCER EL DAÑO

Asociaciones de afectados por los casos de sustracciones de niños en España entre 1940 y 1990 han pedido hoy en el Senado "una solución legislativa" que permita el reconocimiento del daño a las víctimas, así como la petición de perdón.

La Plataforma Camino de la Justicia ha celebrado hoy en la Cámara Alta una jornada, en la que las familias han rendido homenaje a las personas que han mantenido la lucha durante años por el esclarecimiento de la verdad en torno a más de 300.000 casos de bebés robados, según denuncian.