Atacan con cócteles molotov la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada

Los sindicatos cifran casi en un 100 % el seguimiento de la huelga

González encarga a Mariño que se reúna con los trabajadores

La Comunidad pide que la embotelladora de Coca Cola respete los derechos laborales

Los trabajadores se manifestarán en Madrid el 15 de febrero

madrid

| 31.01.2014 - 09:04 h
REDACCIÓN

Enlaces Relacionados:

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Un hombre ha arrojado esta madrugada cinco cócteles molotov en la entrada de la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada y ha huido a la carrera, mientras trabajadores de la empresa se concentraban en protesta por los despidos anunciados por la multinacional.

Según han informado fuentes de la Jefatura Superior de Policía, ha sido a las 5.30 horas de esta madrugada cuando el hombre ha arrojado esos artefactos incendiarios, sin que se produjeran heridos.

Mientras, han añadido las fuentes, un grupo de trabajadores se concentraba de forma pacífica ante las puertas de la planta, ubicada a la altura del número 20 de la calle Sauce, en el polígono industrial Niño del Remedio de Fuenlabrada. Efectivos de la Policía Científica y de los Tedax han acudido al lugar para recoger los restos de los explosivos y analizarlos, en tanto que los agentes de este cuerpo buscan al hombre que los arrojó e investigan su identidad.

Los trabajadores de Coca-Cola mantienen una huelga indefinida y esta mañana unos 200 trabajadores se han en la planta de Fuenlabrada con pancartas en las que se podía leer "No al cierre", "Coca-Cola destruye 1.250 familias", "La chispa de la ruina" o "Despidos zero".

CIEN PREJUBILACIONES EN FUENLABRADA Y RECOLOCACIONES PARA EL RESTO

Iberian Partners, la empresa encargada de embotellar Coca-Cola en España, prevé para los trabajadores de la fábrica de Fuenlabrada cerca de cien prejubilaciones y recolocaciones para el resto de trabajadores -unos 270 empleados-, según han señalado fuentes de la compañía.

En la planta de Fuenlabrada, que sería una de las que cerraría dentro del ERE planteado, hay cerca de 370 afectados en plantilla. La empresa calcula que si todos los trabajadores se acogieran a la posibilidad de recolocación, no tendría por qué haber ninguna salida, aunque cuentan con que esta circunstancia no se dé, conscientes de que habrá empleados que prefieran acogerse a las condiciones de la indemnización.

Frente a las críticas de que con el cierre de Fuenlabrada se está "destruyendo" la producción en Madrid, la empresa recuerda que dentro del plan de optimización de recursos, el Servicio de Atención al Cliente (SAC) en Madrid se refuerza y la sede estará también en la región, donde se centralizarán departamentos como el de comunicación o logística.

Aseguran desde la empresa, también, que la decisión de que la planta de Fuenlabrada sea una de las cuatro que cierre ha sido meditada y estudiada con todas sus consecuencias. El fin era, ante la presencia de fábricas con capacidad ociosa y duplicidades, optimizar los recursos con una "reorganización razonada".

PRIMERA JORNADA DE HUELGA

Los sindicatos convocantes de la huelga indefinida en la planta de Coca-Cola en Fuenlabrada han cifrado casi en un cien por cien el seguimiento de los paros por parte de los trabajadores en la primera jornada de huelga, y han anunciado medidas "más localizadas" para pedir el apoyo de la ciudadanía.

Unos 200 trabajadores se han concentrado desde primera hora de la mañana en la puerta de la planta de Coca-Cola con pancartas en las que se puede leer "No al cierre", "Coca-Cola destruye 1.250 familias", "La chispa de la ruina" o "Despidos zero".

En declaraciones a los medios, los sindicatos han anunciado nuevas acciones "más localizadas" en hospitales, centros comerciales o bares con el fin de intentar concienciar a la ciudadanía de su situación y pedir su apoyo para boicotear a Coca-Cola en Madrid, con el lema "En Madrid no se fabrica, en Madrid no se consume".

Así se lo ha señalado el portavoz de CCOO en la planta de Casbega (una de las embotelladoras de Coca-Cola) en Madrid, Juan Carlos Asenjo, quien ha explicado que durante la mañana van a recorrer las calles de Fuenlabrada repartiendo folletos "intentando concienciar a la ciudadanía de la gravedad de este cierre" y pidiéndoles que les apoyen en la marcha convocada para el próximo domingo, día 2, desde la planta de Fuenlabrada a la Puerta del Sol.

GONZÁLEZ ENCARGA A MARIÑO QUE SE REÚNA CON LOS TRABAJADORES DE COCA-COLA

El presidente regional, Ignacio González, ha manifestado que están "tremendamente preocupados" por el expediente de regulación de empleo (ERE) anunciado por Coca-Cola en Fuenlabrada y ha desvelado que ha encargado a la consejera de Empleo, Ana Isabel Mariño, que se reúna con los trabajadores.

Tras reunirse con directivos de las seis entidades bancarias participantes en la última emisión de deuda pública, González ha reconocido que el ERE de Coca-Cola es un "asunto complicado" sobre el que la Comunidad de Madrid no tiene competencias.

El portavoz del Gobierno regional, Salvador Victoria, ha pedido este viernes a la embotelladora de Coca Cola de Fuenlabrada que respete los derechos de los trabajadores, al tiempo que ha rechazado "actuaciones violentas o intimidatorias" como las ocurridos hoy. "Creo que hay que animar al diálogo entre la empresa y los trabajadores y Coca Cola ha expresado su disposición a llegar a algún tipo de acuerdo.

Desde el Gobierno regional ya hemos indicado que dado que se trata de unas circunstancias de reorganización de las plantas de embotellamiento que tiene en toda España les pedimos que salvaguarden los derechos consolidados de los trabajadores y que se cuide con todo el rigor que esos derechos no se vean perjudicados por una decisión que obedece a razones organizativas, que no económicas, porque Coca Cola está teniendo buenos resultados", ha explicado.

LOS TRABAJADORES SE MANIFESTARÁN EN MADRID EL 15 DE FEBRERO

CC.OO. y UGT han acordado convocar una manifestación en Madrid el próximo 15 de febrero para protestar por el "brutal, injusto e ilegal" Expediente de Regulación de Empleo (ERE) en Coca-Cola Iberian Partners, que afectará a 1.250 trabajadores, el 30% de la plantilla, con el cierre de las plantas Fuenlabrada, Alicante, Palma de Mallorca y Colloto (Asturias).

Dicha manifestación, que discurrirá por las principales calles de Madrid, finalizará con las intervenciones de los secretarios generales confederales y federales de los dos sindicatos convocantes.

Este acto forma parte de una serie de movilizaciones conjuntas y de paros generales que empezarán el próximo 4 de febrero en todas las plantas embotelladoras y delegaciones comerciales en Coca-Cola de España.

Posteriormente, CC.OO. y UGT están organizando una concentración de trabajadores de todas las embotelladoras de Coca-Cola para el próximo 7 de febrero de 2014 a partir de las 11.30 horas en la sede social del Grupo Coca-Cola Iberian Partners, ubicada en el Paseo de la Castellana.