Arranca la comisión de investigación por la venta de 1.860 viviendas públicas

El PP participará en esta comisión aprobada por Ahora Madrid, PSOE y Ciudadanos, con la abstención de los populares

madrid

| 21.02.2017 - 09:43 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Ayuntamiento de Madrid ha constituido hoy una nueva comisión de investigación municipal sobre la venta de viviendas públicas a fondos de inversión durante el mandato de la popular Ana Botella, después de la anulación judicial de la comisión anterior, en la que no participó el PP.

Esta segunda comisión investigará la venta de 18 promociones de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS) a fondos de inversión en 2012 y 2013 y estará presidida por la delegada de Equidad, Derechos Sociales y Empleo, Marta Higueras, mientras que el socialista Ramón Silva será vicepresidente.

La creación de este nuevo organismo -compuesto por 11 miembros- es consecuencia de que el juzgado contencioso administrativo número 9 de Madrid decretó la nulidad del acuerdo plenario que creó la comisión de investigación de la deuda del Ayuntamiento de Madrid al considerarla no conforme a derecho porque no tenía un "objeto concreto, sino genérico, vedado a este tipo de comisiones no permanentes".

Mientras que el PP no participó en aquella investigación por considerarla una cacería contra su grupo, hoy el concejal del PP José Luis Martínez-Almeida ha puesto de manifiesto que su grupo tendrá una "actitud colaborativa".

"Ni Esperanza Aguirre ni el PP tiene problema alguno con que se investigue lo que sí tenemos es un cierto respeto a la ley", ha afirmado el edil popular.

La nueva comisión, que tendrá una duración máxima de tres meses prorrogables por otros tres, tiene como objeto analizar las decisiones y acciones adoptadas en el seno de la EMVS y el Ayuntamiento de Madrid con ocasión de la venta de 18 promociones de vivienda pública así como las actuaciones adoptadas posteriormente respecto a las personas que habitaban en aquel entonces las viviendas.

El dictamen de la comisión anulada consideraba a la Comunidad de Madrid "colaborador necesario" en la venta de los 1.800 pisos de la EMVS a fondos buitre y pedía al Pleno reprobar a los "responsables políticos" de aquella decisión, entre ellos a la exalcaldesa Ana Botella, que se negó a comparecer.