ARCO clausura "una de las mejores ediciones de los últimos años"

Arco

madrid

| 01.03.2015 - 17:16 h
REDACCIÓN

Noticias relacionadas:

Más sobre: ArcoSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

La llegada de coleccionistas chinos y su interés por los artistas españoles ha sido una de las novedades de la intensa semana en la que ARCO ha convertido Madrid en el centro del arte contemporáneo, en una de sus mejores ediciones de los últimos años.

Así lo consideran los organizadores del certamen, que han estimado que la cifra de visitantes superará los 100.000, pocas horas antes de que el presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, clausure la presente edición, que ha tenido este país como invitado de honor.

En lo que respecta a los visitantes profesionales, a los que han estado dedicados los dos primeros días de la feria, se ha registrado un aumento del 10 %, contabilizando la asistencia de más de 27.280 coleccionistas y profesionales de todo el mundo.

Durante la mañana de hoy, con una masiva afluencia de público similar a la de ayer, el Comité Organizador de ARCO ha celebrado una reunión, tras la cual Carlos Urroz, el director de la feria, ha comentado a Efe que los galeristas se habían mostrado contentos y satisfechos con el desarrollo de "una de las mejores ediciones" desde que comenzó la crisis.

Las nuevas fechas "han influido positivamente, registrándose más visitas profesionales y de coleccionistas", ha señalado Urroz, quien ha destacado también la recuperación del mercado español.

La vuelta del coleccionismo español tanto privado como corporativo e institucional se une al hecho de que hay mucha gente nueva coleccionando, "con unas compras que van desde los 5.000 a los 50.000 euros. Esto es algo muy bueno".

En esta edición se ha invitado a 300 coleccionistas de 33 países. "El 50% de estos es la primera vez que ha venido a ARCO, y esto se ha notado en que han comprado bastante".

Con ello, las galerías "están contentas porque han podido cumplir sus expectativas" y después de unos años complicados, empiezan a experimentar una recuperación que todos esperan no sea puntual.

"ARCO es un termómetro y cuando se vende aquí, luego se continúa vendiendo. Si ARCO es bueno, el año suele ser bueno", ha dicho, ya que no hay que olvidar que parte importante de la feria son los contactos que se hacen y que dan sus frutos a lo largo de los meses siguientes.

Optimismo, alegría, calidad son algunas de las palabras que se han utilizado para definir una edición para la que, a pocas horas de clausurarse, ya hay algunas conclusiones.

"La primera de ellas, lo fundamental que es el vínculo con Latinoamérica; la segunda el programa Solo/Duo, en el que las galerías apuestas por uno o dos de sus artistas y que ha tenido como resultado unos 'stands' espectaculares, y la tercera potenciar la visita de profesionales y coleccionistas".

Carlos Urroz reconoce que la baza de haber tenido a Colombia como país invitado de honor "ha sido fundamental". Además, la presencia de Latinoamérica es algo inherente a su proyecto.

Esta presencia será de nuevo imprescindible, según ha anunciado el director, el próximo año en que ARCO celebrará por todo lo alto sus 35 años.

"Habrá muchas novedades en la feria, con nuevos proyectos, y se organizarán programas por toda la ciudad. Queremos que sea un año muy especial, con una idea muy centrada en los contenidos y en los artistas", ha afirmado Urroz, quien ha considerado que es pronto para hablar sobre qué país será el invitado de honor el próximo año.

En la edición que cierra ahora sus puertas han comprado obra instituciones como el Museo Reina Sofía, Ifema para la Fundación ARCO, la Asociación 9915, DKV Seguros, Iberdrola, el Banco de la República de Bogotá, el Pérez Art Museum o el ayuntamiento de Alcobendas.

El balance positivo apunta a que se supere el impacto de los 100 millones de euros de ingresos inducidos en Madrid y en la economía española que, según el estudio publicado por la Fundación Arte y Mecenazgo, alcanzó la feria el año pasado.