Aguirre visita los talleres de Empleo de la Fundación Pardo-Valcarce

Destaca la labor de los Centros Especiales de Empleo en la inserción laboral de discapacitados

La contratación de personas discapacitadas creció un 8% en Madrid entre enero y abril de 2012

Madrid cuenta con una red de 206 centros Especiales de Empleo para más de 9.000 personas

madrid

| 12.06.2012 - 12:46 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre, visitó hoy los tres Centros Especiales de Empleo de la Fundación Carmen Pardo-Valcarce, en la zona de Montecarmelo, en los que trabajan actualmente 96 personas con discapacidad intelectual. Acompañada por el consejero de Asuntos Sociales, Salvador Victoria, y por el viceconsejero de Empleo, Jesús Valverde, la presidenta regional pudo comprobar el trabajo que realizan en los dos nuevos talleres que se han puesto en marcha gracias al convenio con las empresas Heineken y Migueláñez (compañía española líder en dulces y confitería) y que han permitido la contratación de 25 personas.

Madrid fue la comunidad autónoma donde se realizaron más contratos indefinidos a personas discapacitadas durante el primer cuatrimestre de este año, que representan el 18,3% del total nacional y 2.731 nuevas contrataciones, un 8% más que en el mismo periodo de 2011. "Son 2.731 magnificas noticias", ha destacado hoy la presidenta regional, Esperanza Aguirre, durante su visita a los talleres de empleo para personas con discapacidad intelectual que regenta la Fundación Carmen Pardo-Valcarce en el barrio de Montecarmelo.

Este lugar, que comenzó siendo una leprosería hace años, alberga actualmente talleres de empleo, centro de día, una escuela de tenis, viviendas tuteladas, huertos, carpintería, una fábrica y empaquetadora de chucherías y un chiringuito al aire libre.

Los dos últimos talleres están patrocinados, respectivamente, por las firmas comerciales Migueláñez (de dulces y confitería) y por la empresa cervecera Heineken, que han contratado 25 personas de la Fundación Carmen Pardo-Valcarce para empaquetar y fabricar dulces infantiles y para atener el chiringuito del recinto deportivo.

Mónica, una chica de 27 años con discapacidad intelectual y madre de una niña, ha explicado que lleva 15 años en la Fundación aprendiendo el oficio de auxiliar de cocina y que ahora trabajará en el chiringuito para ser independiente y demostrar que las personas como ella son también capaces de desempeñar correctamente su trabajo.

De la misma opinión ha sido la presidenta, que ha asegurado que la personas con algún grado de discapacidad "rinden al máximo" como cualquiera otra, aunque en este caso "tiene que hacer un esfuerzo mayor tanto ellos como quienes les emplean, pero después la satisfacción también es muchísimo mayor" para ambos.

Según Aguirre, las personas con discapacidad también sufren los efectos de la crisis", a pesar de lo cual ha hecho un llamamiento a los empresarios para que les contraten y les ayuden a demostrar su valía personal y profesional.

Por su parte, ha asegurado que el Gobierno regional seguirá apoyando la formación y el empleo de las personas con discapacidad y ha recordado que gracias a eso, Madrid se sitúa entre las cinco comunidades españolas donde ha aumentado el número de contrataciones a este colectivo entre enero y abril pasado, un 8% en términos generales y un 16% en los centros especiales de empleo.

La presidenta ha destacado que en ese mismo periodo los contratos a personas discapacitadas bajaron en el conjunto de España un 7,5% respecto a 2011. Según datos aportados por Aguirre, la Comunidad de Madrid destinó el año pasado más de 50 millones de euros a sus 206 Centros Especiales de Empleo en los que trabajan 9.368 personas, de las cuales al menos el 70% tienen alguna discapacidad. Tres de estos centros especiales son los que gestiona la Fundación Carmen Pardo-Valcarce en Montecarmelo; tienen una plantilla de 96 personas con discapacidad intelectual y en el pasado ejercicio recibieron 700.000 euros de ayuda de la Comunidad.

La presidenta ha tenido oportunidad de comprobar personalmente el trabajo que hacen estos empleados discapacitados en el huerto de la Fundación, ha colaborado por unos instantes en empaquetado de bolsas de 'chuches' e incluso ha adquirido tres bandejas de boda fabricadas en el taller de marquetería, para atender otros tantos regalos de boda de compromisos suyos.