Rajoy zanja la polémica con Aguirre y dice que dejará la presidencia del partido si es alcaldesa

Aguirre: "Si ponen una gestora, no soy candidata. No soy un monigote"

Anuncia que problablemente no repetirá como presidenta del PP de Madrid si consigue la alcaldía

madrid

| 08.03.2015 - 11:53 h
REDACCIÓN

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dado por zanjada la polémica con Esperanza Aguirre sobre la supuesta petición de que dejara ahora la presidencia del PP madrileño y ha subrayado que "la verdad" está en la nota en la que se asegura que renunciará a ese cargo si logra ser alcaldesa.

Rajoy se ha referido a la polémica sobre la candidatura de Aguirre en una conversación informal en Antigua con los periodistas que siguen la visita oficial que realiza a Guatemala. "Para mí el tema está zanjado", ha subrayado el jefe del Ejecutivo antes de asegurar que la verdad de este asunto está reflejada en la nota del PP nacional que liga la renuncia a que Aguirre sea alcaldesa.

El comunicado difundido por el PP en el que se aclara lo ocurrido se hizo público después de que Aguirre reaccionara a varias informaciones periodísticas en las que se aseguraba que la dirección nacional del PP pretendía que dejara ya la presidencia de esta fuerza política en Madrid con la intención de nombrar una gestora encargada de completar las listas para las elecciones municipales y autonómicas del 24 de mayo.

Ante ello, Aguirre ha asegurado que no se presentaría como candidata si el programa y las listas las hacen otras personas con las que no coincide. "No soy un monigote", ha llegado a afirmar.

"En la nota de prensa del PP está la verdad de la situación", ha explicado Rajoy a los periodistas en Guatemala, asegurando de esta forma que el pacto entre la dirección nacional del partido y Esperanza Aguirre es que sólo abandonaría la presidencia popular madrileña si se convierte en alcaldesa.

El presidente del Gobierno ha afirmado estar muy contento con las dos candidatas elegidas para Madrid (Aguirre para el ayuntamiento y Cristina Cifuentes para la Comunidad) y ha recalcado que lo que va a hacer ahora el partido es volcarse en lograr de nuevo la confianza de los ciudadanos madrileños.

Fuentes cercanas a Rajoy han ratificado que el acuerdo al que se llegó con Esperanza Aguirre estaba condicionado a que lograra la alcaldía y han llegado a calificar de "una barbaridad" la posibilidad de que se planteara la hipótesis de obligarla a renunciar para crear ahora una gestora en Madrid.

Según estas fuentes, Aguirre ha reaccionado a unas informaciones que no estaban bien explicadas, y una vez que se ha hablado con ella y el PP ha difundido la nota aclaratoria, no hay ningún problema. "Ese comunicado es lo que vale", han insistido en línea con las declaraciones de Rajoy.

Aunque el presidente del Gobierno ha mantenido contactos con Madrid a lo largo de la mañana en relación con este asunto, las fuentes del Gobierno aseguran que no ha conversado con la candidata a la alcaldía.

AGUIRRE: "NO ES POSIBLE QUE SEA UNA CANDIDATA A LA QUE HAGAN EL PROGRAMA Y LA LISTA"

Por su parte, Esperanza Aguirre ha recalcado que, si fuera elegida alcaldesa de Madrid, "es muy probable" que no se presentara a la reelección como presidenta del PP regional, pero ha repetido que no dejará este puesto de la forma en la que se lo ha planteado el Partido Popular nacional.

"No es posible que pretendan que sea una candidata a la que ellos hagan el programa y la lista. Pues mire, no", ha repetido.

El PP, no obstante, asegura en el comunicado emitido esta tarde que Esperanza Aguirre sí acordó con la dirección nacional del partido que, si era elegida alcaldesa de Madrid, querría dedicarse en exclusiva al Ayuntamiento y dejaría la presidencia del Partido Popular de Madrid.

Aguirre ha asegurado este domingo que no va a dejar su cargo en la formación madrileña a cambio de ser candidata al Ayuntamiento de Madrid pese a que se lo hayan pedido desde 'Génova'. "Si ponen una gestora, no soy candidata...yo no soy un monigote", ha dicho.

En declaraciones a Cope, recogidas por Europa Press, ha señalado que si la quieren poner de candidata, lo agradece "muchísimo" y así se lo dijo al presidente de su partido, Mariano Rajoy, el pasado viernes pero ha insistido en que no va a dejar la presidencia del PP de Madrid. "Si valgo para candidata no puedo salir por detrás de la presidencia del partido. Pero esto qué es", ha exclamado.

De esta manera, Aguirre ha querido aclarar las informaciones que algunos medios de comunicación han sacado este domingo en referencia al asunto. "Que pongan una gestora mañana si quieren, y en ese momento que busquen otro candidato porque yo no me voy a presentar como candidata para que el programa electoral lo hagan otras personas con las que yo no coincido y la lista electoral ídem... yo no soy un monigote", ha subrayado.

Así, ha negado las informaciones publicadas por los diarios 'El Mundo' y 'ABC', asegurando que les han "intoxicado". En este sentido, ha recordado que los estatutos del partido indican que para elegir al presidente del PP de Madrid hay que celebrar un congreso regional.

"Si yo soy alcaldesa, veremos lo que pasa en el partido (...) pues es muy probable que no me presente al congreso regional. Pero lo que no es posible es que pretendan que yo sea un candidato al que ellos le hagan el programa. Bueno, ellos, no sé, sería Manolo Cobo el encargado de hacer el programa, o Javier Arenas el de hacer la lista..., pues mire, no", ha reiterado la presidenta del PP de Madrid.

En este sentido, ha asegurado que durante la tarde del viernes mantuvo una "discusión" con la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, donde se negó a abandonar la presidencia en caso de ser candidata, tras lo que recibió la llamada del presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, para confirmar su candidatura.

"Me dijeron que tenía que dejar la presidencia, y como dije que no, pues tuvieron al pobre comité electoral de receso durante casi cuatro horas (...) hasta que llegaron a la conclusión de que los estatutos dicen que hay que hacer un congreso", ha señalado Aguirre.

Además, la expresidenta regional ha destacado que las encuestas entre los votantes del PP la situaban como la candidata favorita, y que ella se ofreció al partido por si pensaban que "podía ser útil en algún puesto". "Lo que no quería es, en estos momentos en que la cuestión en el centro derecha, en el seno del PP y en el conjunto de España está tan difícil, que nadie pudiera decir que cuando las cosas vienen mal dadas yo doy un paso atrás", ha manifestado.

Por otra parte, Aguirre ha aludido a su dimisión de la Presidencia de la Comunidad de Madrid en 2012. "Ya tenía la mitad del programa electoral con el que me había presentado cumplido, dejaba una mayoría parlamentaria a nivel nacional impresionante que había tenido el PP, dejaba una mayoría parlamentaria con el doble de escaños del siguiente partido en la Asamblea de Madrid, 140 de los 179 municipios con alcaldes del PP... Era muy buen momento y me parecía que las dejaba en buenas manos", se ha justificado.