Una mujer 'enterrada viva' en el cementerio de Canillas durante más de media hora

La periodista venezolana Michell Alejandra Vargas Rangel vivió el domingo un suceso tremendo, cuando permaneció más de media hora "enterrada vida" en una tumba del cementerio de Canillas al caer en un hueco de más de tres metros cuando fue a depositar unas flores en el camposanto. Buenos Días ha estado con ella recordando lo currido

Esta periodista, que ha llegado hace unas semanas a nuestro país escapando del régimen venezolano, había salido el pasado domingo de una entrevista de trabajo y quería devolver a la ciudad de Madrid "un poco de todo lo bueno" que le está dando en estos días. Por eso, decidió comprar un ramo de flores y entrar en el cementerio de Canillas, para poner las flores en una tumba al azar que estuviera sin flores. Lo que ella jamás podía imaginar es lo que ocurrió en el cementerio, ya que como ella misma nos dice: "Volví a nacer a tres mejor bajo tierra".

Michu, como se la conoce familiarmente, recuerda que estuvo paseando por el cementerio cerca de 15 antes hasta que encontró la tumba más fea dónde poner las flores. Fue entonces cuando al pisarla el suelo se derrumbó bajó sus pies y cayó a la fosa. Tres metros de caída por las que la han tenido que poner más de 6 grapas en la cabeza y tiene el cuerpo completamente magullado. "Pensé que me moría" reconoce Michu.

Tras caer, intentó mantener la calma y llamar a una amiga para contarle lo ocurrido y que la socorriera. Fue su amiga quien se encargó de llamar al 112 para contar lo que le había pasado a Michu y corrió al cementerio para ver cómo se encontraba su amiga.