Los inmigrantes empadronados en la región bajan por primera vez en 10 años

Menos extranjeros en el padrón

La Comunidad de Madrid contaba en junio de 2010 con 1,16 millones de inmigrantes, lo que supone el 17 por ciento de la población madrileña, aunque debido a la crisis en la región viven 2.707 inmigrantes menos que hace seis meses, según los datos del informe de la Población Extranjera empadronada dados a conocer hoy.

La consejera de Empleo, Paloma Adrados, ha afirmado que la caída en el número de inmigrantes se debe principalmente a la crisis debido a que los extranjeros tienen menos posibilidades de encontrar un empleo, así como por otros factores como el aumento de las nacionalizaciones, la renovación de la inclusión en el padrón y el retorno a los países de origen.

La mayoría de los extranjeros residentes en la Comunidad son rumanos, que ascienden a 218.184, seguidos de los ecuatorianos, con 124.491, y los marroquíes, que suman un total de 91.980. El 50 por ciento de los inmigrantes vive en la capital frente al 36,5 por ciento que vive en la corona metropolitana y el 12,5 por ciento en el resto de los municipios.

Por municipios, el mayor porcentaje de extranjeros reside en Parla, con un 26% del total de la población, Alcalá de Henares (21%), Torrejón (20,5%), Alcobendas (17,3%) y luego Madrid capital (17,2%).

El 83,3% de los extranjeros tiene entre 16 y 64 años, con lo cual está en edad de trabajar y la edad media del extranjero residente es de 31,6 años.